Debate de modelos en el PP ante una militancia ausente

Pedro de Rueda y Alfonso Araujo, ayer antes del inicio de la reunión en la sede avilesina del PP. / MARIETA
Pedro de Rueda y Alfonso Araujo, ayer antes del inicio de la reunión en la sede avilesina del PP. / MARIETA

Apenas una veintena de personas acudieron a la reunión de presentación de las propuestas de partido en Avilés de Pedro de Rueda y Araujo

EVA FANJUL AVILÉS.

El acto de presentación de candidaturas celebrado ayer tarde en la sede del Partido Popular de Avilés volvió a evidenciar la distancia y diferencias de criterio existentes entre los dos aspirantes a presidir la agrupación popular avilesina, Pedro de Rueda y Alfonso Araujo.

Ante poco más de una veintena de militantes en el sábado del Descenso de Galiana, ambos candidatos iniciaron la reunión debatiendo sobre las razones de por qué debía celebrarse o no a puerta cerrada. Mientras Araujo aseguraba no entender el motivo por el que los medios de comunicación no podían estar presentes, de Rueda insistía en que no era una decisión suya, sino «de la comisión organizativa del partido al considerarlo un acto de carácter interno, según se recoge en los estatutos del partido».

En lo que sí coincidieron ambos candidatos es en que, aunque hubo debate, la reunión se desarrolló en general «de manera correcta y dentro de la normalidad». Un acto en el que cada uno de ellos disfrutó de quince minutos para explicar sus propuestas a los militantes presentes en la sede de González Abarca.

Según manifestó Alfonso Araujo, precisamente la cuestión de la transparencia y de la conveniencia o no de mantener una línea de comunicación más abierta con los medios fue uno de los asuntos de interés que suscitaron el debate entre militantes y candidatos.

«Tenemos que apostar por la transparencia y dejar de ser un partido hermético y cerrado a la militancia», aseguró Araujo, que también reprochó a la organización la elección de la fecha de celebración de este acto, «poner la reunión el sábado del Descenso de Galiana es demostrar vivir de espaldas a la ciudad, dicen que abren las ventanas y luego van y cierran las puertas», criticó.

Por su parte, Pedro de Rueda se mostró satisfecho con el resultado de una reunión en la que «se mostraron dos modelos de partido distintos». Afirmó que el suyo es «un partido moderno, que sigue una línea política unívoca enlazada con la organización en el ámbito autonómico y nacional, muy diferente al que representa Araujo, que «lleva veinte años muy cómodo en el mismo traje», recalcó.

En cuanto a los modelos organizativos expuestos por ambos aspirantes, Araujo, que calificó la propuesta de su rival como «sucursal desconectada de los intereses de Avilés», dijo presentar una candidatura que apuesta por la juventud del partido y dar más participación a los afiliados. «Quiero aglutinar a los jóvenes de la ciudad y recuperar los votos que hemos perdido», señaló.

Respecto a su propuesta organizativa, De Rueda destacó que «distribuirá el trabajo en las áreas de turismo, deporte, empleo e industria». También apuntó a la necesidad de «visibilizar cada barrio de manera individual». De Rueda apuntó también que temas como la contaminación industrial tendrán una importancia prioritaria para su equipo de trabajo».

A partir de ahora, continúa la campaña durante una semana, aunque los candidatos podrán seguir recabando apoyos hasta el día del proceso electoral que tendrá lugar el 3 de marzo. Tras el recuento y validación de avales, Pedro de Rueda, actual presidente de la gestora, llegará al cónclave avalado por un mínimo de 343 votos, mientras que el concejal Alfonso Araujo se presenta con 83. Con una cifra mínima exigida de veinte avales, ambos han sobrepasado con creces las exigencias, por lo que podrán presentarse al congreso. Los militantes tendrán la palabra final.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos