Una empresa de Cancienes con amplia experiencia en el sector

Hiasa nació de la mano del difunto Manuel Álvarez 'Lloriana' al abrigo de la antigua Ensidesa y desde hace años forma parte del Grupo Gonvarri, principal transformador español de productos siderúrgicos, y por extensión de Gestamp, multinacional vasca con fuerte presencia en países como Estados Unidos o Japón. Cotiza en Bolsa, y cerró el primer trimestre del año con unos beneficios de 116 millones de euros, un 27,2 % más que en el mismo periodo de 2016, y una cifra de negocio de 4.131 millones. Sitas en el polígono de Cancienes, las instalaciones de Hiasa ocupan más de 100.000 metros cuadrados y su producción supera las 300.000 toneladas anuales de acero. Fabrica productos y servicios siderúrgicos para la industria del automóvil, elementos de seguridad vial y el sector de la edificación y ya desde 2005 componentes relacionados con la energía solar. Al margen del proceso productivo, cuenta con un centro de investigación y desarrollo que le ha situado en una posición de privilegio en el grupo Gonvarri gracias a sus trabajos en grandes estructuras de paneles solares, mejoras en los sistemas de contención de vehículos y piezas para la fabricación de automóviles.

Fotos

Vídeos