Homenaje a la llingua sin debate

Pixán y Bernardo fueron ovacionados por el público en la Casa de Cultura. /  MARIETA
Pixán y Bernardo fueron ovacionados por el público en la Casa de Cultura. / MARIETA

No hubo alusiones directas a la oficialidad durante el acto central del Día de La Llingua Materna, celebrado ayer en la Casa de Cultura Joaquín Pixán y Mario Bernardo se llevan la mayor ovación del público

J. F. GALÁN AVILÉS.

No hubo alusiones directas a la oficialidad en el acto central del Día de la Llingua Materna, un concierto del tenor Joaquín Pixán, acompañado al piano por Mario Bernardo, celebrado ayer en la Casa de Cultura, medio aforo. «Yo voy a hablar en castellano, el idioma que mejor sé, de momento», dijo la alcaldesa, Mariví Monteserín, durante su intervención, en la que dejó entrever que no es proclive a la a cooficialidad.

«Tenemos una lengua tan rica como variada que cuenta con singularidades propias en función de cada localidad, de cada comarca. Esta riqueza nos exige hacer un esfuerzo de conservación y promoción de todas y cada una de las mismas en su concepción de elemento cultural de nuestra tierra, compromiso que debemos asumir convirtiéndola en elemento de unidad, de hermanamiento y de reconocimiento, de tal forma que logremos protegerla frente a polémicas o imposiciones estériles que en nada la beneficia y que la alejan de la ciudadanía».

Fernando Padilla, director general de Planificación Llinguística, excusó la ausencia del consejero de Cultura, Genaro Alonso, «por motivos de agenda». El sí habló en asturiano, «nuestra lengua milenaria, que queremos hablar».

Pixán y Bernardo interpretaron 'Un cancioneru asturianu pal sieglu XXI', con textos de Lope de Vega, Gil Vicente, García Lorca y Ángel González adaptados por el escritor ovetense Antonio Gamoneda. «El uso del asturiano por parte de estos dos grandes maestros supone, en definitiva, un paso más en el proceso de normalización imparable», añadió el director general de Planificación Llinguística.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos