La iglesia de Villalegre quiere recuperar las pinturas de Espolita

La iglesia de Vilallegre impermeabilizará su fachada. /  JOSÉ PRIETO
La iglesia de Vilallegre impermeabilizará su fachada. / JOSÉ PRIETO

Comienza la impermeabilización de la fachada que permitirá salvar parte de los murales, ya que una zona está seriamente dañada

YOLANDA DE LUIS AVILÉS.

Los murales de Gonzalo Espolita en la iglesia del Sagrado Corazón de Villalegre están a punto de desaparecer, pero la parroquia se ha puesto manos a la obra para tratar de salvar al menos una parte. La zona en que se encuentran ha estado afectada por humedades que se filtraban de la cubierta y la fachada en los últimos años, tanto que una parte de las pinturas, a falta de un análisis de los expertos, ya está perdida.

La parroquia ha solicitado al Ayuntamiento la licencia para realizar obras de impermeabilización en la fachada que permitan evitar estas humedades. La Junta de Gobierno Local analizará este proyecto en la reunión del próximo lunes y en la iglesia ya está todo listo para comenzar cuanto antes los trabajos, según explica su párroco, Francisco del Rey.

La financiación de la obra, junto a los trabajos para completar la reforma de la electricidad e iluminación del templo, corre a cargo de una de las feligresas, que se ha encargado también de seleccionar a la empresa que ejecutará los trabajos en la fachada de la zona del presbiterio en donde se encuentran las pinturas.

La parroquia ya intentó evitar la desaparición de estos murales hace nueve años con una intervención en el tejado y también con trabajos sobre los mismos dirigidos por el profesor de Restauración, Luis Suárez Saro. Pero, las obras realizadas en la cubierta no fueron suficientes, como lamenta su anterior párroco Vicente Pañeda, que ya había encargado antes de ser nombrado arcipreste un proyecto para afrontar la situación. La humedad ha seguido haciendo mella en estas pinturas, pero además, la técnica utilizada por Espolita en su día es la que peor resiste las filtraciones y la calidad de los materiales empleados en la construcción del templo no era muy buena. Todo unido ha llevado a la situación actual.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos