Illas reclama medidas para paliar la muertes de 21 animales por ataques de lobo

Oveja muerta tras el ataque de un lobo. /PARDO
Oveja muerta tras el ataque de un lobo. / PARDO

El Ayuntamiento remite un informe a Medio Ambiente en el que pide que se ponga en marcha el Plan del Lobo y que se controle su población

S. G. CALLEZUELA.

El Ayuntamiento de Illas ha remitido un escrito al Principado en el que detalla los daños ocasionados por el lobo en el concejo. El documento está dirigido al viceconsejero de Medio Ambiente y llega tras la reunión mantenida entre el alcalde, Alberto Tirador, con el consejero de Infraestructuras y Medio Ambiente, Fernando Lastra. Al informe de daños se suman los concejos de Las Regueras y Candamo.

El escrito hace balance de los animales muertos en Illas los dos últimos meses, que fueron en total 21, entre cabras y ovejas. La mayoría de los ataques se produjeron en el pueblo de La Peral, en concreto cuatro, y el resto en Rozaflor. «El lobo no tendría que estar merodeando por Illas, no es una zona que deba que estar en alerta por su presencia», destacó el alcalde.

Las peticiones realizadas por los tres concejos se centran en solicitar a Medio Ambiente la adopción de las medidas necesarias para frenar los daños ocasionados por el lobo. Además de los 21 animales muertos en Illas se suman cuarenta ovejas y cabras muertas en Candamo en un total de catorce ataques, a los que se sumaría algún potro víctima de la presencia del lobo. Por otro lado habría que añadir los perdidos en Las Regueras, cuyos ataques se produjeron en los meses de marzo y abril y que se registraron en las localidades de La Braña, Premió y Soto de Las Regueras.

Junto a las medidas para frenar los daños, los alcaldes de los tres municipios reclaman un «mayor esfuerzo para controlar la especie, aplicándose de manera urgente el Plan del Lobo». Una petición que coincide con la realizada el pasado martes por el diputado regional del PP, Matías Feito, que mantenía un encuentro con los vecinos de La Peral afectados por los ataques.

Los tres ediles se unen para reiterar que «de poner en marcha el Plan del Lobo traería consigo que en los concejos de Illas, Candamo y Las Regueras no cabría su presencia». Los alcaldes también se muestran colaboradores en la causa y para ello ofrecen su ayuda al Principado «en busca de una pronta solución, eficaz y duradera, que ofrezca garantías al normal desarrollo de la actividad ganadera».

Desde el PP regional también instaban al Principado a controlar la población de lobo en Asturias y a establecer protocolos para hacer frente a las indemnizaciones por daños, que para ellos deberían deducir en la declaración del IRPF. Además, Matías Feito insistía en que «no es compatible que haya lobos con la actividad ganadera y por eso la prioridad deben ser los vecinos y no al revés, como está ocurriendo con el gobierno socialista que está de parte del lobo. Llegará un momento en el que la especie a proteger será el ganadero», recalcaba el diputado popular en su encuentro, que también aprovechaba para pedir que se declaren zonas libres de lobo.

Temas

Illas

Fotos

Vídeos