«Era necesario constituir un espacio de difusión de los artistas asturianos»

Carlos García Rubio, ayer disfrutando del festival.
Carlos García Rubio, ayer disfrutando del festival. / MARIETA

Carlos García Rubio Organizador del Sol CeltaEl responsable del desarrollo del festival valora los primeros días de la nueva edición y espera un «gran colofón» durante el fin de semana

B. MENÉNDEZ AVILÉS.

El hostelero Carlos García Rubio es el encargado, junto a José García de Ventanilla 69, de la organización del festival Sol Celta desde su primera edición. Lo que nació como un evento de difusión de artistas asturianos y 'animador' de la zona de la antigua muralla, ahora se consolida en la programación estival avilesina.

-Ya se han completado cuatro jornadas de esta sexta edición del festival Sol Celta. ¿Cómo está yendo todo hasta ahora?

-Muy bien, según lo esperado. Teníamos muchas expectativas y esperanzas depositadas en esta nueva edición porque hemos trabajado mucho durante estos meses para darle forma, así que estamos muy contentos. Es verdad que el tiempo podría haber sido algo mejor, pero tampoco nos podemos quejar porque no ha llovido en exceso.

«Incluir la calle de La Ferrería en la extensión del mercado de artesanía ha sido todo un acierto»«El apoyo ciudadano, institucional y privado ha sido inmejorable desde el primer año»

-¿Se atreve a destacar algo?

-Precisamente todos los organizadores y los comerciantes comentábamos estos días que ha sido un acierto total haber incluido la calle de La Ferrería como zona de puestos del mercado de artesanía. Como toda la acción se desarrolla en las plazas del Sol, Alfonso VI y Carlos Lobo, quedaba un poco triste y sombrío que esta calle que actúa de nexo entre ellas no estuviese involucrada en el festival.

-Comentaban durante la presentación del evento que este año harían una especial apuesta para atraer al público familiar.

-Sí, esa es otra de las grandes satisfacciones. Solo hace falta darse un paseo por la plaza de Alfonso VI para comprobar in situ cómo disfrutan los niños con las actividades programadas para ellos. Con el tiempo esperamos poder crecer incluso más en este aspecto.

-¿Se han encontrado algún contratiempo de última hora?

-Lo único que la actividad de teatro en los balcones finalmente se ha tenido que desarrollar en la calle, porque dependíamos de que algunos colectivos nos cediesen su espacio y al final no ha podido ser. No obstante, todas las representaciones han ido muy bien y el público ha salido encantado, de hecho creo que la acogida ha sido mejor que si se hubiese realizado desde los balcones.

-¿Están contentos los comerciantes del mercado de artesanía?

-Por lo que nos han transmitido hasta ahora, sí.

-Parece que los avilesinos responden muy bien a este tipo de actividades, véase el éxito del mercado medieval de San Agustín.

-Este es un formato mucho más pequeño y humilde, pero es verdad que si el tiempo no molesta es prácticamente una apuesta segura.

-¿Qué les sigue motivando después de seis años?

-Sobre todo, ver que la gente responde. Además el apoyo tanto privado como institucional, imprescindibles para el desarrollo del evento, ha sido inmejorable a lo largo de este tiempo. Algunos hosteleros involucrados de la zona ya nos han hecho llegar algunas propuestas de cara al año que viene.

-¿Siente entonces que la gente deseaba un evento de este tipo?

-Sí. Nacimos para recuperar ese espíritu de las décadas de los ochenta y noventa, en plena explosión de artistas asturianos, que buscaba reivindicar el trabajo que se estaba haciendo aquí. Creíamos que actualmente también era necesario constituir un espacio para difundir la labor de todos estos músicos que no encuentran otras plataformas, aunque algunos ni siquiera se enmarquen dentro del folk.

Fotos

Vídeos