Las obras en el entorno del Muro de Zaro y en la pista de La Toba concluirán este mes

La alcaldesa y la edil Ana Hevia visitaron ayer las obras municipales que se ejecutan en Llaranes, entre ellas las de La Toba.
La alcaldesa y la edil Ana Hevia visitaron ayer las obras municipales que se ejecutan en Llaranes, entre ellas las de La Toba. / PATRICIA BREGÓN

La calle Avilés abrió ayer al tráfico y se está a la espera de decidir el futuro de la marquesina de El Pozón y la fecha de inicio de la glorieta

J. F. GALÁN AVILÉS.

Las obras de mejora que se están realizando en el entorno del Muro de Zaro concluirán antes de fin de mes, según anunció la alcaldesa durante la visita que realizó ayer a Llaranes. La segunda parada fue la pista de atletismo de La Toba, igualmente en proceso de mejora, para concluir en el Pozón, en la calle Avilés, reabierta ayer al tráfico una vez se ha completado el tendido del nuevo colector contemplado la rehabilitación de Santa Apolonia.

En este apartado, se está pendiente de conocer los resultados de un estudio que determinará si finalmente es posible o no trasladar la marquesina de hormigón ubicada en el cruce y la fecha en que comenzará a construirse la glorieta que regulará la intersección, previsiblemente a finales de año. Su trazado invade el terreno que ocupa la glorieta, lo que obliga a demolerla o si es factible a cambiarla de ubicación. Si fuera así, el lugar elegido es la calle Monte Viso. Monteserín anunció durante su visita que las inversiones a ejecutar el próximo ejercicio con cargo al remanente del actual se definirán a lo largo del recién estrenado mes, una vez se conozca la cuantía exacta disponible.

Las obras en el entorno del Muro de Zaro se concentran en asfaltar el aparcamiento posterior y en ajardinar la margen derecha del río, renovando así la imagen de una zona hasta ahora muy deteriorada. Con 170 plazas de capacidad, cuatro de ellas adaptadas para discapacitados, el proyecto se completa con mejoras en el acceso, el alumbrado y el saneamiento. También se han habilitado canalizaciones para cableado de cara a un posible uso como escenario de eventos. El presupuesto es de 168.169 euros, y una vez concluidas «Llaranes contará con un nuevo espacio de paseo y esparcimiento», manifestó la alcaldesa.

La pista de atletismo de La Toba estaba poco menos que intransitable, y al igual que el aparcamiento del Muro de Zaro, recuperarlas era una vieja reivindicación vecinal ahora atendida. Dotado con 49.800 euros, el proyecto consiste en regenerar el firme del anillo, de tierra batida, e instalar alumbrado y un cierre perimetral.

En lo que a Santa Apolonia se refiere, queda pendiente completar la renovación de las redes de saneamiento, abastecimiento, suministro y comunicaciones antes de dirigir los esfuerzos hacia la superficie, si bien ya se ha comenzado a pavimentar aceras y bordillos.

Con todo, quedan por delante otros nueve meses de obra, adjudicadas en 2.149.109 euros a la unión temporal de empresas OHL-Transfalt.

Temas

Avilés

Fotos

Vídeos