La Fundación Avilés Enseña ofertará estancias en la ciudad ligadas al aprendizaje del español

Fachada exterior del Palacio de Maqua, que albergará la sede principal de la Fundación. / MARIETA
Fachada exterior del Palacio de Maqua, que albergará la sede principal de la Fundación. / MARIETA

Tendrá su sede en Maqua tras aprobar ayer el Ministerio de Fomento una ayuda de 498.853 euros para la rehabilitación del edificio

ALBERTO SANTOS AVILÉS.

La Fundación de aprendizaje del español en Avilés ya tiene nombre oficial, sede confirmada, fecha de presentación y una hoja de ruta definida. El Ayuntamiento ha elegido uno de los principales escaparates del turismo mundial, la Feria Internacional de Turismo, Fitur, para explicar los objetivos de una institución que se llamará Avilés Enseña y que comenzará a ser realidad antes del final de este mandato en el palacio de Maqua, tal y como adelantó LA VOZ DE AVILÉS. La rehabilitación del edificio municipal recibió ayer un importante respaldo con la aprobación de una ayuda del Ministerio de Fomento de 498.853,36 euros a cargo del '1,5% Cultural'. El resto del dinero hasta los 842.056 euros que contempla el proyecto de rehabilitación lo aportará el Ayuntamiento de Avilés. El inmueble también albergará oficinas municipales.

La alcaldesa, Mariví Monteserín, confirmó ayer en declaraciones a la cadena Ser la elección de Fitur como escaparate de una de sus promesas electorales. Será el próximo miércoles, día 17 de enero, en Madrid, donde el gobierno local defenderá la ambición de Avilés de convertirse en uno de los centros de referencia de aprendizaje del español en España.

«Hemos trabajado desde el inicio del mandato en una propuesta electoral que hicimos, de la que estamos muy convencidos y que encaja muy bien en la ciudad, que es usar ese espacio que da el turismo idiomático y que hace que las ciudades se conviertan en espacios de práctica del aprendizaje del español», aseguró ayer la alcaldesa.

La Fundación se presentará el miércoles en la Feria Internacional de Turismo de Madrid

El gobierno local quiere hacer atractivo ese método «ofreciendo un paquete de estancia en Avilés para una inmersión en nuestros mercados, calles, restaurantes en el espacio concreto de aprendizaje académico, que también lo hay. Y después puedes ofrecer venir a un estreno teatral o practicar un determinado deporte, o una excursión a ver osos a Somiedo», avanzó Monteserín.

Según la regidora, la ciudad se adecua «perfectamente a esa posibilidad y lo que ahora creemos, y lo que hemos estado pensando, es generar un instrumento que impulse todo esto. Estamos hablando de desarrollar economía privada a partir de un instrumento público buscando un espacio turístico que añada valor a la ciudad, que le dé más calidad culturalmente hablando y que lleve a la ciudad a muchos espacios de muchos sitios diferentes vinculados a todas aquellas personas que nos puedan visitar para aprender o para practicar mejor el español, pero que lleven un recuerdo extraordinario de la ciudad».

Conseguir esas sinergias entre la Fundación Avilés Enseña y la economía local vinculada al turismo de idiomas es, según la alcaldesa, «un reto para toda la ciudad, un reto muy importante porque aquí tenemos que responder bien todos, tenemos que ser una ciudad de calidad, que deje una buena imagen, que ofrezca un buen recuerdo, algo muy importante hoy». Para eso el gobierno local quiere implicar a todos los colectivos que tendrían una vinculación más estrecha con los alumnos de español que visiten Avilés, porque «tenemos que prepararnos todos: policía, taxistas, camareros, restaurantes, hoteles..., todo eso hay que ponerlo en marcha conjuntamente a través de un instrumento que lo haga posible y viable».

El plan de una Fundación de aprendizaje del español se enmarca, además de en la atracción de turismo, en «retener nuestro talento, para que haya jóvenes y personas que puedan encontrar su espacio laboral gracias a este tipo de impulsos y que puedan desarrollar su vida aquí. También nos va a permitir aprovechar para tener más visitantes y ofrecer un motivo más para visitarnos».

El turismo idiomático que persigue Avilés es aquel que se aproxima a un espacio durante un tiempo, normalmente más allá de una semana o quince días, «y conocemos alguna experiencia que puede ser una línea de futuro para Avilés», añadió ayer Mariví Monteserín.

Entre esos ejemplos, destacó que «Gran Bretaña ha hecho del idioma una gran industria. El español, ahora mismo, no tiene gran distancia con respecto al inglés, es prácticamente el segundo idioma del mundo. Y tiene una demanda muy creciente porque hay un espacio latinoamericano muy importante. En Estados Unidos es también el segundo idioma». La alcaldesa también recordó los 93 centros del Instituto Cervantes que hay repartidos por el mundo, «que son las terminales para captar personas que quieran estudiar español».

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos