El Principado estudia el origen de la contaminación en ambas márgenes de la ría

El estudio contratado por el Principado determinará la influencia de la industria y el puerto en la contaminación por partículas PM10. / MARIETA
El estudio contratado por el Principado determinará la influencia de la industria y el puerto en la contaminación por partículas PM10. / MARIETA

Comparará los resultados de dos estaciones que colocará en San Juan y Zeluán con las emisiones de industrias y puerto

YOLANDA DE LUIS AVILÉS.

La ingeniería Envira Ingenieros y Asesores realizará un estudio para el Principado sobre el origen de la contaminación en la margen derecha de la ría, de la que no se dispone de muchos datos en la actualidad, según recoge el informe de la contratación que acaba de formalizar la Consejería de Infraestructuras y Medio Ambiente. En ese estudio también se analizará la zona portuaria de San Juan con la instalación de un medidor de partículas PM10 en el recinto que ocupa la asociación de vecinos. Ambos informes se unirán a los que ya está realizando la propia Autoridad Portuaria, contratado con la misma ingeniería y que durante doce meses analizará los datos de la estación de medición del matadero comparándolos con los de otro medidor que han instalado junto al sensor.

Con el estudio que pone ahora en marcha el Principado se pretende «profundizar en la caracterización de las partículas que se recogen en las zonas sospechosas de producir superaciones de partículas PM10 a lo largo del periodo de estudio y en distintas condiciones climáticas para poder establecer conclusiones así como cuantificar la contribución de las distintas fuentes a la contaminación observadas».

Junto al análisis que se realizará en ambas márgenes de la ría de Avilés, también se efectuarán mediciones en las zonas de Monteana, próxima a la factoría de ArcelorMittal en Veriña; y en el parque de El Lauredal, también cercano a Veriña y al puerto de Gijón.

La Consejería de Infraestructuras y Medio Ambiente justifica la necesidad de realizar el estudio en la margen derecha de la ría porque existen dos estaciones de inmisión de la empresa Alcoa que el año pasado «han registrado un número considerables de superaciones de la concentración media diaria de PM10, si bien las medidas anuales no superaron los cuarenta microgramos por metro cúbico. Por ello quiere determinar qué influencia tienen en esos resultados las diferentes fuentes de contaminación de la zona que son la propia industria, la actividad portuaria, el tráfico y los aerosoles marinos. Los aerosoles marinos se forman cuando el viento incide sobre la superficie del océano produciendo las olas que forman pequeñas burbujas que descargan en la atmósfera partículas líquidas en las que se encuentran residuos orgánicos y también elementos químicos.

El captador de la ingeniería para recoger las muestras se va a ubicar en el centro social de Zeluán, en Gozón, pero en caso de que no fuera posible por razones técnicas, la posible solución estudiada por la Consejería es que se coloque en la depuradora de Maqua.

Superaciones

Mientras que el Principado justifica la necesidad de hacer un análisis más pormenorizado de los resultados de las estaciones de contaminación de la zona portuaria en la margen izquierda de la ría de Avilés porque durante la campaña de medición realizada por la unidad móvil de inmisión, de su propiedad, en la zona de San Juan de Nieva (Castrillón) «se registró valores elevados de PM10».

Su objetivo es determinar más pormenorizadamente cuáles pueden ser los orígenes de la contaminación en una zona con una alta concentración de industria, actividad portuaria y tráfico. Sin olvidar que también existe un núcleo residencial por lo que la contaminación también puede proceder de la combustión asociada a las instalaciones de calefacción y agua caliente. Además, no se descarta que dada la cercanía de la mar también pueda haber influencia de los aerosoles marinos en los resultados de las mediciones de la estación.

La ingeniería contratada para efectuar este estudio realizará un muestreo durante cuatro meses, dieciséis semanas, en el que analizará como mínimo tres filtros de cada una de las estaciones de captación cada una de las semanas tanto días laborables como fines de semana. Y para determinar el origen de las partículas los datos que obtenga de su equipo serán comparados con las muestras que se recogerán en los focos de contaminación, es decir en las industrias y en el puerto.

La ingeniería recogerá catorce muestras de las partículas PM10 que emiten las baterías de cok de ArcelorMittal, Asturiana de Zinc, Alcoa y Saint-Gobain, además de las que se emiten en el acopio de graneles (carbón, cok, blenda y fosfatos) en las instalaciones del puerto avilesino.

El informe se acompañará también del estudio diario de las condiciones meteorológicas. Todo ello permitirá elaborar una representación gráfica de la probabilidad de concentraciones medias de PM10 para cada dirección y velocidad del viento en base a datos validados tanto para la zona de San Juan como para la de Zeluán.

Con todo, la ingeniería dispone ahora de seis meses para realizar los análisis de las partículas determinados por el contrato y basándose en ellos elaborar el diagnóstico de la situación en el que se definirá el porcentaje de contribución de cada fuente de contaminación por partículas PM10.

Fotos

Vídeos