«El público tendrá que unir las piezas de la obra»

Daniel Muñoz. / MARIETA

Daniel Muñoz, pintor y muralista: «El mural será muy realista porque todo se basa en fotografías y documentos, y habrá también una armonía cromática»

M. PICHEL AVILÉS.

Daniel Muñoz lleva quince días en Avilés y se ha sumergido en la ciudad. Para preparar el mural que iniciará pasado mañana en Los Oficios ha tenido contacto directo con los avilesinos, con «un fortísimo tejido asociativo» que le ha «alucinado», en sus palabras. Y que le ha permitido enfocar su obra en una propuesta que dialoga con los ciudadanos, sus historias personales.

-¿Cómo han sido todos estos días en la ciudad?

-Me he desplazado a todos los barrios. Ha habido muchos paseos por la ciudad, todo el extrarradio, el centro. Todo tiene que ver con un relato que más o menos he ido esbozando a través de trozos, de retazos de la gente. He preferido hacer ese esfuerzo de estar en contacto con la gente, ahondar en ese Avilés que está un poco tras la cortina del tiempo, de los recuerdos, y también las proyecciones hacia el futuro.

-¿Ha establecido un diálogo con los avilesinos y su historia?

-Tanto la línea temporal, como la espacial, la de la representación, las imágenes, los edificios, los lugares, las personas, se ha establecido con el relato de la gente.

-¿Ha habido aportaciones que se repitieran?

-Algunas sí. La realidad es muy poliédrica, como las ciudades. El mural trata de hacer una deconstrucción, y el público tendrá que unir las piezas como un puzzle. No es un laberinto, es explicable, y las imágenes son absolutamente cercanas.

-El mural necesitará de la reflexión del espectador.

-El arte, la cultura, sin esa reflexión, no tiene sentido. El lenguaje conceptual y formal está en sintonía con el arte contemporáneo. Quería darle importancia, que no sea una imagen nostálgica, tópica.

-¿Hacerlo desde el punto de vista de los avilesinos es el concepto más revolucionario?

-Quería dirigir la mirada hacia otro punto que habitualmente no vemos en las ciudades, los rincones de cada barrio, las experiencias vividas en ellos. Hay una apuesta que es mía y a través del Ayuntamiento, un pulso que generar, y me gusta más llamarlo revuelta que revolución; hacer de verdad partícipe a la gente, no de manera aparente, que sea motor de la producción cultural.

-Formalmente, ¿cómo será?

-Realista. Todo está basado en fotografías y documentos. En lo cromático va a haber una armonía. Va a ser una imagen compuesta de muchas imágenes sin alteración. Si una foto es sepia, se verá sepia. La realidad es así, y no hay que modificarla.

-¿Cómo lo plasmará al muro?

-El mural está fragmentado, para que la gente lo vuelva a armar. Primero haremos un esquema, de las zonas principales. Y de ahí, directamente pintar, organizar el espacio, de lo más grande, a lo más pequeño, con rodillo y pincel. Parto siempre de los colores primarios, y con ellos voy construyendo.

Temas

Avilés

Fotos

Vídeos