El tráfico de mercancías se incrementa ligeramente en el primer semestre

Maniobras de carga de las piezas construidas por IDESA para la refinería de Petroperú.
Maniobras de carga de las piezas construidas por IDESA para la refinería de Petroperú. / MARIETA

Crece el de graneles y disminuye la mercancía general por descenso de embarques pese a que suben el de zinc y eólicos

J. F. G. AVILÉS.

El puerto cierra el primer semestre del año con un incremento de tráficos del 1% en relación al mismo período del año anterior. Aumentan los de graneles y disminuyen los de mercancía general, lastrada por una acusada caída de las embarcadas. El total asciende a 2,32 millones de toneladas, 7.340 más en relación al mismo período de 2015, que generaron unos ingresos brutos prácticamente iguales a lo de entonces, 7,591 millones, 9.000 euros menos.

Según el presidente de la Autoridad Portuaria, Santiago Rodríguez Vega, los números encajan con las previsiones, tanto los de los tráficos como los económicos, por lo que estima que al cierre del ejercicio el resultado será similar al de 2015, resuelto con un beneficio antes de impuestos de 3,2 millones.

Los graneles representaron el 72% de los tráficos portuarios del primer semestre. Crecieron los de petcoke y abonos y descendieron ligeramente los de la blenda (concentrado de zinc), que nutre la factoría de Asturiana de Zinc, 32.000 toneladas menos, la carga de un barco de mediano porte. En total, entre enero y junio se movieron en Avilés 1.389.697 toneladas de graneles sólidos y 308.837 de líquidos, respectivamente un 4,41% y un 2,67% más que en el primer semestre del año pasado.

Menos embarques

En cuanto a la mercancía general la desembarcada aumenta un 69,93% hasta situarse en 196.186 toneladas y la embarcada cae un 64,72%, 407.296 toneladas. Entre ambas suman 603.482, un 5,11% menos en relación a lo totalizado en la primera mitad de 2015. Por productos, las exportaciones de lingotes de Asturiana de Zinc aumentaron en 40.000 toneladas y las de eólicos en unas 12.000. En este caso las operaciones se concentran en el muelle de Valliniello, en la margen derecha, de un kilómetro de línea de atraque, catorce metros de calado, el máximo que ofrece el puerto, y una explanada logística de 174.500 metros cuadrados, capaz de almacenar piezas de gran volumen, principal mercancía para la que fue diseñado, pero no la única. Por contra, el movimiento de productos siderúrgicos retrocedió unas 53.000 toneladas hasta situarse en 403.000.

Por muelles, la actividad en los de Arcelor retrocedió un 19,82%, 356.856 toneladas, si bien hay que tener en cuenta que la multinacional del acero ha trasladado parte de sus operaciones al muelle de Valliniello y que no opera de forma exclusiva en el que lleva su nombre. En su zona Norte también lo hace Fertiberia, como punto de descarga de amoníaco para su factoría de Trasona, previo depósito en Valliniello.

Los tráficos también crecieron en el de Alcoa, un 2,26% en la de Alcoa, 60.158 toneladas, mientras que los de servicio registraron un ascenso del 7,03%, 1.884.492 toneladas. Durante el primer semestre operaron en el puerto de Avilés 408 buques, doce menos que en el mismo período de 2016, aunque el arqueo apenas retrocedió un 0,64%.

Más

Fotos

Vídeos