Tres empresas avilesinas, seleccionadas en programas nacionales para su crecimiento

Personal en las instalaciones de Aleastur en el polígono de Maqua. / LVA
Personal en las instalaciones de Aleastur en el polígono de Maqua. / LVA

Aleastur, Esal Road Alloys y Windar Services recibirán formación para reforzar su expansión en el exterior

FERNANDO DEL BUSTO AVILÉS.

Existe un consenso generalizado entre los economistas de que las empresas españolas necesitan crecer, aumentar su peso para ganar fortaleza. De hecho, el tamaño de las pequeñas y medianas empresas españoles genera una sonrisa ante la realidad de otros países como Alemania.

Ante esta situación, se están adoptando diferentes medidas para ayudar a fortalecer a aquellas compañías con más capacidad exportadora, carácter innovador y que generan un mayor valor añadido para la economía española. De esta manera surgen programas como Cre100do o Cepyme500 para reforzar el tejido empresarial y que este año han incorporado a tres empresas asentadas en la comarca de Avilés.

En concreto, se trata de las dos compañías que forman del grupo Aleastur (Aleastur y Esal Road Alloys) y Windar Wind Services, una filial de Windar, la rama del Grupo Daniel Alonso centrada en el sector eólico. La selección se ha conocido recientemente y el trabajo de tutoría se desarrollará a partir de 2018, con lo que los resultados deberán apreciarse a partir de 2019-20.

Aleastur es la empresa avilesina que ha sido seleccionada en Cre100do, un concepto que nace en la Fundación Bankinter en 2013 y que comparte con el Círculo de Empresarios y el Instituto de Comercio Exterior (ICEX) del Ministerio de Economía. De esta manera, entre los tres socios se organiza un programa que busca la transformación del tejido empresarial español. Ya son 75 el número de empresas que se han incorporado a esta programa, cuyo eje es la tutoría a los equipos directivos mediante grupos de expertos.

La metodología de Cre100do pasa por asesorar a las empresas, que firman una carta de adhesión. Los expertos seleccionados participan de forma desinteresada para resolver todas las dudas que genera el incremento de la facturación y los problemas de gestión. A lo largo del año, los directivos recibirán diferentes sesiones de formación para poder afrontar los retos que implica el crecimiento de su compañía.

Líderes empresariales

Una filosofía similar se encuentra tras Cepyme 500, el programa elaborado por la Confederación Española de Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme) y que cuenta con la colaboración de Bolsa y Mercado Españoles, Bankinter e Informa D&B, compañía de información comercial.

Este programa se basa en la detección de quinientas empresas de España líderes de crecimiento en el país. Para ello, se utilizaron diferentes criterios, como limitarse a empresas con un accionariado español, una antigüedad mínima de cuatro años, en cualquier sector empresarial salvo actividades financieras o holdings y con unas ventas en 2015 de entre diez y doscientos millones de euros y una superar en los últimos tres años el 15% de Tasa de Crecimiento Anual Compuesto, que permite comparar la evolución de una rentabilidad a medio y largo plazo sin efectos coyunturales.

Con estos criterios, el programa ha seleccionado a dos empresas de la comarca: Esal Road Alloys, del grupo Aleastur, y Windar Wind Servicies, una compañía del Grupo Daniel Alonso.

Ambas recibirán servicios de manera exclusiva, que van desde la bolsa de empleo a canales de información, informes exclusivos, colaboración en proyectos nacionales y europeos, entre otros.

Al igual que sucede con la iniciativa Cre100do, Cepyme 500 inicia a finales de este año su singladura, con lo que los resultados se verán a medio plazo.

En todo caso, la selección de estas tres compañías vuelve a evidenciar la fortaleza de la industria comarcal y su capacidad de futuro.

Aunque se encuentran en diferentes sectores, las tres empresas comparten elementos comunes, como es su carácter de empresa familiar y su fuerte vinculación con el territorio, que no le impide mantener proyectos en el exterior.

El caso más evidente es Windar Wind Services, con presencia en Avilés, pero cuatro fábricas en el exterior. De igual manera, Aleastur ya estudia el desarrollo de una planta industrial en Bahréin, sin que ello ponga en peligro la actividad de sus instalaciones en el polígono de Maqua. Otros rasgos comunes que evidencia su fortaleza es su importante presencia en el mercado exterior y el peso de la innovación en su actividad y que, incluso, explica el nacimiento de una de ellas: Esal Road Alloys.

Temas

Avilés

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos