«Las únicas iniciativas para activar el colector industrial parten del Ayuntamiento»

Fernández Huerga. / MARIETA

El portavoz municipal socialista tacha de «ridículo» que el PP responsabilice de la situación a los gobiernos autonómico y local

J. F. G. AVILÉS.

El portavoz municipal del PSOE de Avilés, Luis Ramón Fernández Huerga, calificó ayer de «ridículas» las declaraciones en las que Luis Venta, secretario general del PP en Asturias, responsabiliza al Principado de que el colector industrial no haya entrado en servicio y al Ayuntamiento de los problemas de funcionamiento que padece la depuradora de Maqua. «Cada cierto tiempo vemos que alguien del PP regional acude a la ciudad con unas formas que recuerdan a las que empleaban los señoritos cuando iban a vigilar cómo de cuidado estaba el cortijo. Vienen sabiendo bastante poco de los asuntos de Avilés y de lo que hablan, tocando de oído y demostrando una gran capacidad para que el PP de Avilés siga haciendo el ridículo», indicó.

Tras el preámbulo, señaló que el Ayuntamiento «es el único que ha planteado iniciativas para desbloquear la situación» a la vez que defendió la postura del Principado, que argumenta su rechazo a asumir la gestión del colector en que dado su diseño resultará inevitable realizar vertidos puntuales a la ría, por lo que reclama a Confederación Hidrográfica autorización para evitar así una posible sanción. Dicho organismo, dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, que financió y ejecutó la instalación, rechaza tal posibilidad.

Mantiene que se ajusta al proyecto inicial, redactado en 2007, con el PSOE en los gobiernos de España y de Asturias, y que el convenio suscrito en 2008 mediante el cual el Principado se compromete a asumir su gestión recoge que las posibles reposiciones o ampliaciones deben ser asumidas por la administración autonómica.

«El PP regional viene a Avilés como si fuera un señorito que va a vigilar un cortijo»«Confederación trata de imponer unas normas de uso que no se pueden cumplir»

Tales argumentos fueron expuestos por Venta a la hora de responsabilizar al Principado de la situación. Según Fernández Huerga, Confederación «tratar de imponer unas condiciones de uso que no se pueden cumplir y que a fin de cuentas impiden usar una instalación que ella misma ha construido. Es un sinsentido».

Dicho colector ha sido diseñado para recoger las de Cogersa, DuPont, Fertiberia, Alcoa, Asturiana de Zinc y Saint-Gobain, que a día de hoy se vierten a la ría una vez depuradas por las empresas que las generan. Cuando entre en servicio las conducirá hasta mar abierto, liberándolas en la vertical de Xagó a través de un emisario submarino que ya canaliza las aguas negras y pluviales de los siete colectores que integran la red de saneamiento doméstico de la comarca previo tratamiento en Maqua.

Las obras requirieron una inversión superior a dieciséis millones de euros, comenzaron en 2008 y concluyeron en 2011, si bien se apreciaron una serie de defectos y carencias que no fueron subsanados hasta el pasado otoño. Desde entonces está en condiciones de entrar en servicio, sin que las negociaciones que mantienen Principado, Ayuntamiento y Ministerio de Medio Ambiente hayan llegado a buen puerto.

Depuradora

En lo que atañe a la depuradora, Fernández Huerga atribuye sus deficiencias y los olores que genera a que «no se adapta a la legislación europea. Necesita una ampliación, y ha de afrontarla su propietario», añadió el portavoz socialista. Venta, por su parte, apeló a daños en la instalación y en el proceso de depuración provocados por filtraciones de agua salina en la red de saneamiento de Avilés y a la mala gestión de la instalación, en manos del Principado.

También subrayó que Confederación ultima un proyecto encaminado a realizar las obras necesarias para poner fin a tales deficiencias cuyo importe asciende a ocho millones de euros. Según Fernández Huerga, «no casa muy bien que el Gobierno del Estado asuma este esfuerzo, como es su obligación, y mientras el señor Venta venga a decir que la culpa es de no sé quién».

El portavoz socialista afeó por último al PP que criticase la política medioambiental del Principado el mismo día en que se aprobaba el Plan de Calidad del Aire de la comarca de Avilés. «Permitirá que los niveles de contaminación continúen bajando. Parece que Venta tampoco se ha enterado de eso», concluyó Fernández Huerga.

Fotos

Vídeos