«No ha sido un ajuste de cuentas, le calentaron la cabeza en el bar de en frente»

«No ha sido un ajuste de cuentas, le calentaron la cabeza en el bar de en frente»

La víctima del tiroteo en Avilés no tiene heridas de gravedad y hoy recibirá el alta

EUROPA PRESS / LVA

La víctima del tiroteo de anoche en El Pozón ha pasado la noche en observación y se prevé que peuda ser dada de alta a lo largo del día, ya que las heridas no revisten gravedad.

El herido por arma recibió un único disparo en el pecho por una pistola de fogueo modificada para poder disparar perdigones. El agresor, en estado de embriaguez, antes de disparar insultó a la víctima y le instó a «resolver lo nuestro», según ha informado a Europa Press el propietario del bar Carpe Diem, Iván López, donde ocurrieron los hechos.

Los hechos sucedieron en torno a las 22.45 horas. Según la versión del propietario del local, el agresor se encontraba en el bar de en frente, bar Tropical, consumiendo bebidas alcohólicas. Fue entonces cuando el agresor, peluquero muy conocido en el barrio del Pozón, cruzó la calle, abrió la puerta de su local y a grito de «hijo de puta ven fuera que vamos a arreglar lo nuestro».

El herido, un hombre que trabaja como repartidor, salió fuera y en ese momento el detenido sacó una pistola de fogueo, la víctima se abalanzó sobre él para quitársela y en ese momento fue cuando el agresor sólo realizó un disparo en el pecho de la víctima que fue evacuado en ambulancia al hospital.

El propietario del bar ha manifestado que el sucesos «es algo inexplicable». «Sabemos que tiene mal beber y el domingo ya tuvimos algún problema con él, pero nadie pensaba que se iba a llegar a esto». «Aquí en el barrio nos conocemos todos, incluso la victima cortaba el pelo en la peluquería del agresor, y la hija del agresor trabaja de camarera aquí conmigo», apunta.

López añade que «lo que está claro es que no ha sido un ajuste de cuentas, ni asuntos turbios, le han calentado la cabeza en el bar de en frente y ha ocurrido esto, es difícil de explicar, porque nunca pensábamos que iba a llegar a estos extremos, pero no han sido ni tres tiros, ni cuatro, ni otras cosas que se dicen, sólo fue uno y en los términos que he explicado».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos