El IES Virgen de La Luz estrena cubiertas contra la humedad

Aspecto de las nuevas cubiertas de los tejados. / MARIETA
Aspecto de las nuevas cubiertas de los tejados. / MARIETA

Las obras, que finalizaron este fin de semana, incluyen la mejora de canalones y bajantes para solucionar las filtraciones

M. PICHEL AVILÉS.

Pasado mañana, miércoles, cuando comience oficialmente el curso en Secundaria y Bachillerato, los alumnos del IES Virgen de La Luz se encontrarán con mejoras patentes en su instituto. Este fin de semana concluían las obras efectuadas a fin de paliar los problemas de humedades y filtraciones que sufría el edificio en los últimos tiempos, y que se hacían muy evidentes en algunas aulas. Se han mejorado las cubiertas, así como las conducciones de evacuación del agua de la lluvia.

Las obras llevadas a cabo durante el verano han sido una reclamación constante desde el claustro del centro así como desde el AMPA. Peticiones y medidas de presión que llegaron hasta el Pleno del Ayuntamiento de Avilés y hasta la Comisión de Educación de la Junta General. Trabajos que finalmente se dividieron en dos fases, una primera para mejorar la accesibilidad del centro educativo, con ascensor y rampas (pero solo a una parte del edificio) y una segunda, casi más esperada, si cabe, que pusiera fin a los problemas de humedades, que se multiplicaban en cuanto llegaban los días de lluvia. En total, el presupuesto destinado por la Consejería de Educación y Cultura para completarlas fue de 193.396 euros.

«Lo más serio ya está rematado», confirmaba el director del centro, Ricardo García. «Se han arreglado y reformado las cubiertas, también los canalones y las bajantes», explicó. Los problemas más urgentes ya están así solucionados para poder comenzar las clases con normalidad, en un centro que los ha sufrido casi como un goteo desde su inauguración hace 50 años (cumple sus bodas de oro en este curso 2017-2018). Este era un edificio (la unión de dos, masculino y femenino) diseñado para un clima más seco que el asturiano, para el sur de España, con tejados planos, por lo que ha tenido que ser tratado en diferentes ocasiones en este medio siglo para superar esas deficiencias estructurales.

«Hace diez años ya se había hecho una reforma en la cubierta, pero en este tiempo se ha deteriorado», lamentaba el director. Los problemas han tenido que ser vueltos a corregir, mediante esta «remoción parcial» para evitar unas filtraciones de agua patentes en algunas aulas, así como en las paredes y el techo de las escaleras centrales del centro. Los andamios de los trabajos aún estuvieron en el fin de semana.

El Virgen de La Luz podrá comenzar las clases con normalidad, y continuar con las celebraciones de sus bodas de oro. Entre las novedades, un mosaico mural con el logotipo del centro.

Fotos

Vídeos