«El voluntariado actúa en los agujeros del Estado de bienestar»

Mar Amate impartió una conferencia ayer en La Ferrería. /MARIETA
Mar Amate impartió una conferencia ayer en La Ferrería. / MARIETA
Mar Amate - Directora de la Plataforma del Voluntariado de España

La experta asesora al Ayuntamiento de Avilés en la implantación de la nueva estrategia municipal

M. PICHEL AVILÉS.

El Ayuntamiento de Avilés ha iniciado los mecanismos para elaborar su nueva Estrategia Municipal de Voluntariado, un proceso participativo, que ayer vivió uno de sus primeros pasos en el Edificio de Servicios Universitarios. Una jornada colaborativa entre entidades, personas a título individual y técnicos municipales. Entre los participantes, Mar Amate, directora de la Plataforma del Voluntariado de España, que puso su experiencia al servicio de los asistentes, y alabó la fortaleza del tejido asociativo local, un elemento «fundamental» de cara a la preparación para este objetivo.

-¿Qué le ha dicho a las entidades avilesinas?

-La importancia del valor de hacer una planificación estratégica. Es una oportunidad que el Ayuntamiento quiera hacer un plan y que cuente con las entidades y los marcos legales de los que nos hemos dotado el sector como contexto general para empezar a planificar: la Ley Estatal de Voluntariado, el plan estratégico del Tercer Sector. Los retos que nos marcan ambos hay que adecuarlos a la realidad de Avilés, ver qué se está dispuesto a hacer, dotarlo de herramientas para reflexionar, y orientarlo hacia un objetivo.

-¿Son necesarias este tipo de estrategias?

-Son fundamentales. Según la Ley Estatal, el voluntariado se hace desde las entidades, pero hay gente con influencia que también la puede promocionar; desde las administraciones públicas, en la formación, en la coordinación; también deben promocionar el voluntariado las empresas, las universidades, los grandes centros formativos. El voluntariado es un ejercicio individual, y la Administración tiene que decir que lo que se hace en las entidades es bueno, promocionarlo. Sería egoísta por parte de las administraciones no hacerlo, darle la espalda, cuando el voluntariado está actuando en los agujeros que deja el estado de bienestar. La Administración no puede llegar a todo, no solo por recursos, sino porque no está en el calle como está el voluntariado.

-¿Es aún desconocido el voluntariado?

-Es desconocido en el sentido de que la gente que no hace voluntariado piensa que es algo que le va a llevar mucho tiempo, y que hay que tener unas características especiales, y por otro lado se piensa que el voluntariado es prácticamente lo que se hace en los bancos de alimentos, en los comedores sociales. Puedes encontrar un programa que te guste para colaborar, trabajar con la infancia, con mayores, con discapacitados, limpiar las playas, como he visto que hay un grupo en Asturias...

-¿Tapa el trabajo voluntario carencias que deberían cubrir las administraciones?

-Ahí siempre hay un equilibrio inestable, entre ese miedo a que las administraciones hagan recaer en el voluntariado lo que deberían hacer ellas, y por otro lado, una responsabilidad de las entidades potentes, de estar continuamente reivindicando el papel de las administraciones en ese agujero que dejan en el Estado de bienestar.

-¿Puede minusvalorarse ese trabajo por ser voluntario?

-No el trabajo, el derecho social. No me preocupa tanto que ese trabajo, sea voluntario o retribuido, se infravalore, como que no se ponga en el centro la necesidad social que hay.

-¿Qué se necesita para ser voluntario?

-Querer hacer cosas. Buscar la causa que a ti te llama. Es una acción recíproca, el destinatario recibe, pero también da. Hay que buscar lo que motiva, no es cuestión de sufrir, sino de disfrutar con lo que se hace.

-¿Hay un perfil tipo?

-Sí. La estadística nos dice que son mujeres jóvenes, o a partir de la edad de prejubilación, con una formación media y alta. No de unas determinadas convicciones políticas, ni religiosas, las hay de un lado y de otro. Y eso es bueno, porque tiene que ver con el compromiso.

-¿Un tejido asociativo fuerte es clave para el voluntariado?

-Es fundamental. Es la sociedad civil organizada. Si es fuerte, es más fácil que se trabaje de forma conjunta con objetivos comunes.

-¿Y la financiación?

-Para hacer cosas hace falta tiempo y dinero. Aunque el personal no cueste, si quieres llevar a los niños a una excursión hay que pagar el autobús, seguro, comida... Si nos ponemos a pensar en la formación que se necesita para hacer voluntariado, el acompañamiento, personal remunerado... Puedes tener voluntarios, pero necesitas un engranaje y eso es dinero.

-Se calcula en más de tres millones el número de voluntarios en España. ¿Son muchos o pocos?

-Está bien, pero no quiere decir que sea suficiente. A mayores necesidades, mayor necesidad de voluntariado. Por ejemplo, el acompañamiento de enfermos, de sus familiares.

-¿Es fundamental para los servicios sociales?

-No solo. Hay voluntariado cultural, medioambiental. La sociedad no se entendería sin voluntariado. Todo es susceptible de ser mercantilizado, pero una sociedad así no tiene por qué ser agradable para vivir.

Más noticias

Temas

Avilés

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos