El Comercio

Un helicóptero y cientos de agentes

Un helicóptero sobrevoló todos los trayectos que hicieron los Reyes en la ciudad para garantizar su seguridad.
Un helicóptero sobrevoló todos los trayectos que hicieron los Reyes en la ciudad para garantizar su seguridad. / PABLO LORENZANA
  • El dispositivo policial fue similar al de otros años a pesar del Nivel 4 de seguridad

No es trabajo el de los agentes de seguridad de un solo día. La Policía Nacional lleva meses visitando los negocios y oficinas que rodean al centro neurálgico de los Premios Princesa, el Hotel de la Reconquista, controlando el personal de los comercios. Los agentes rastrean también subsuelos y rincones durante las semanas previas a la ceremonia de entrega de los galardones, aunque es sin duda con la llegada de los Reyes a Oviedo cuando todo ese dispositivo de seguridad se hace más visible. Esta año además de verse se escuchaba: un helicóptero sobrevoló todos los trayectos que realizaron Felipe VI y doña Letizia.

La presencia de ese helicóptero es la principal novedad del dispositivo de seguridad. «Lo que hace es asegurar los recorridos que realiza la casa real», explicaron desde la Policía Nacional. El resto del dispositivo, aseguraron, no se diferencia al de otros años, aunque las circunstancias esta vez eran especiales. El nivel de alerta antiterrorista por la amenaza del yihadismo se sitúa en un Nivel 4, en una escala que llega hasta el cinco. Hace tan solo una semana, agentes de las Brigadas Provinciales de Información de Oviedo y San Sebastián, coordinadas por la Comisaría General de Información de la Policía Nacional, detuvieron en Gijón, a pocos kilómetros de la ceremonia de los Premios Princesa, y en San Sebastián a dos supuestos yihadistas, «piezas clave en el entramado propagandístico y de captación de la organización terrorista», según informan fuentes policiales.

Las unidades de seguridad ciudadana se reforzaron ayer con un despliegue de antidisturbios, ante la convocatoria de una manifestación que este año mermó en la plaza de La Escandalera. La Jefatura Superior de la Policía Nacional de Asturias recibió además apoyo de algunas provincias limítrofes como Galicia y Castilla y León, además de agentes llegados de Madrid. No faltó tampoco el apoyo de la Policía Local. Durante todo el día, en el dispositivo habilitado para el día grande de los Premios participaron 170 agentes municipales que trabajaron bajo la coordinación de la Junta de Seguridad.

Agentes con metralletas y perros policía registrando incluso el material de los periodistas que estaban cubriendo la ceremonia en el exterior del teatro Campoamor fueron escenas que ayer se vieron en la ciudad. Es parte de ese dispositivo de seguridad que durante la noche del jueves, durante la cena de gala que los Reyes celebran con los premiados en la ovetense plaza de Trascorrales, obligó a cerrar a los restaurantes que se ubican en los alrededores. Los hosteleros perdieron la recaudación de esa noche, cuando la ciudad se llena de visitantes para asistir a la ceremonia del teatro.