El Comercio

Emilio Lledó: «No entiendo que la gente siga votando a políticos corruptos»

Un momento del encuentro de esta mañana.

Un momento del encuentro de esta mañana. / Mario Rojas

  • El filósofo, Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades 2015, ha participado esta mañana en una charla con estudiantes de Filosofía de la Universidad de Oviedo

El filósofo Emilio Lledó, Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades 2015, ha asegurado hoy que no logra entender cómo "la gente sigue votando a los políticos corruptos". "La corrupción corrompe al corrupto y le deteriora, pero destroza también a la sociedad porque de otra manera no se entiende que la gente siga votando a políticos corrompidos", ha afirmado Lledó en una charla con estudiantes de Filosofía de la Universidad de Oviedo.

El catedrático ha advertido a los alumnos para que estén "atentos" y puedan evitar que "los corrompan o los manipulen" porque "un imbécil con poder puede condicionar sus conciencias y eso es algo terrible".

"La conciencia es ser coherente con los actos, vivimos en un mundo en el que nuestra conciencia está muy condicionada, se puede corromper o inducirla a equivocarse",ha destacado.

Lledó ha considerado que la televisión e internet son "instrumentos espléndidos" de los que "no hay que abusar" porque abunda la información "instantánea y descontextualizada" que "estupidiza".

En su intervención ante los estudiantes, el filósofo también ha considerado que la situación de los refugiados de Siria es "penosa, monstruosa y horripilante", pero "nadie explica por qué sucede eso" y "quién alimenta la guerra".

Además, ha recomendado la lectura de los clásicos griegos, cuyos escritos de 20 siglos de antigüedad explican la realidad actual con mucho más rigor que los medios de comunicación y las redes sociales, ha afirmado.

"Los clásicos están vivos, cuando leo La República de Platón me siento aludido, me siento involucrado en sus ideas", ha asegurado.

Ha destacado además que "la primera defensa de la mujer en la literatura española la hizo Miguel de Cervantes en El Quijote, en el discurso de Marcela".

Lledó ha dicho que los seres humanos "somos lengua y afectos" y ha aconsejado a los estudiantes que se esfuercen en aprender qué cosas aman y qué cosas rechazan.

Ha confesado que los momentos más felices que ha tenido en su carrera de profesor fueron cuando dio clases de alemán a obreros españoles que emigraron a Alemania en los años 50 del siglo pasado.

El catedrático de Historia de la Filosofía ha defendido la memoria histórica que "es lo que nos constituye, porque no somos nadie sin pasado".

"Soy un niño de la guerra civil, he visto la muerte y esa experiencia no se olvida jamás", ha afirmado.