El Comercio

Paraíso de jugones

  • La cita ineludible con los videojuegos se llama FIMP y se celebrará entre el 11 y el 13 de noviembre en el recinto ferial Luis Adaro de Gijón. Cien títulos son su carta de presentación

Marquen en su calendario el segundo fin de semana de noviembre y no hagan planes. Vuelve el FIMP, la cita dedicada a la innovación, las nuevas tecnologías y los videojuegos organizada por EL COMERCIO y Cuicui Studios. Y lo hace pisando fuerte, cargado de novedades y estrenando escenario: el recinto ferial Luis Adaro de Gijón con 15.000 metros cuadrados consagrados al ocio.

No se piensen que esta historia no les atañe, porque en ella todos los públicos tienen cabida, desde niños a mayores y tanto profesionales del sector como meros aficionados. ¿Quién no ha oído hablar de Pokémon? ¿Quién no tiene hoy en su ‘smartphone’ alguna aplicación lúdica con la que hacer más amenas las esperas? Además, seguro que alguna vez ha buscado las siete diferencias entre los partidos del ‘FIFA’ y los reales o le apetece disfrutar de la variada oferta gastronómica que proponen los ‘food trucks’ ahora que están de moda. Todo esto y mucho, mucho más tendrá cabida en el FIMP, que se celebra entre los días 11 y 13 de noviembre, tras una jornada, la del jueves 10, dedicada en exclusiva a escolares.

Uno de los pilares fundamentales de este paraíso lúdico que se llama FIMP son los videojuegos, la industria cuya expansión continúa prácticamente ininterrumpida llegando a nuevos usuarios y logrando fidelizar a sus aficionados de siempre. Títulos clásicos y modernos, creaciones de empresas nacionales, videojuegos de moda, simuladores y una zona dedicada a Brain Games como nunca antes se ha hecho en España compartirán espacio. En total, habrá más de cien opciones de juego en decenas de dispositivos de uso totalmente libre y gratuito dispuestos a lo largo y ancho del pabellón central de la feria. También habrá una zona ‘chill out’ para descansar, un market con productos relacionados con la temática del certamen, un espacio reservado a juegos de mesa, otro para ‘showroom’ de impresión 3D, robótica o ‘wearables’ y una zona de talleres para los más pequeños, que también tendrán títulos jugables especialmente dedicados: ‘Just Dance’ o ‘Sing Star’, entre otros.

Las últimas novedades tecnológicas estarán muy presentes en el FIMP, patrocinado por Impulsa Empresas Gijón, el SabadellHerrero y PureGaming. Aquí, el público podrá testear creaciones de recién asentamiento en el mercado. Aquí, la realidad virtual se lleva la palma pues, además de haber simuladores de conducción y cuatro cascos HTC Vive –dos dispuestos para jugar y otros dos de cara a ofrecer experiencias inmersivas–, se demostrará que volar está al alcance del usuario con solo batir los brazos. De ello se encargará ‘Birdly’, el dispositivo con el que el usuario podrá, por ejemplo, sobrevolar la ciudad. Esta primicia se suma a otra que hasta la fecha no se ha visto a nivel nacional. El FIMP acogerá una competición de Brain Games, es decir, de los juegos que ponen a prueba las facultades cerebrales del usuario, que también podrá participar en modo libre.

Hablando de videojuegos, la innovación se da la mano con la competición, otra de las señas de identidad de la cita gijonesa. Solo un dato: están en juego 4.000 euros en premios. Sepan los participantes potenciales que el plazo de inscripción ya está abierto y que la formalización se hace a través de la página web del FIMP, donde también están las reglas. Seis grandes títulos configuran este apartado: ‘League of Legends’, ‘Fifa17’, Pokémon Alpha y Omega, ‘CSGO’, ‘Clash Royale’ y ‘Super Smash Bros.’. El precio de inscripción, que ronda los 8 o 10 euros por persona (con la salvedad del dispositivo para Android que es gratis), incluye la entrada a las instalaciones durante los días que dure su competición. Para el resto de visitantes, estará la opción de elegir entre la entrada diaria o el abono que permite el acceso los tres días de actividad. Para los adultos el precio variará entre los 2,50 euros de la primera opción y los 6 euros del abono (4,50 con Oferplan); los niños de entre 5 y 11 años pagarán un euro por día o 2,50 por abono y, los menores de 5 años, entrarán gratis. Dentro solo habrá que pagar por la comida, la bebida y los artículos del market.

Frente a los que buscan competición estarán los que prefieren jugar sin agobios. Para ellos es la zona Free to Play, donde estarán dispuestos casi un centenar de dispositivos a gusto del consumidor. A su lado, la Retro con superventas como Atari, Sega, Spectrum o Nintendo. Las aplicaciones móviles se suman al FIMP, con una veintena de tabletas. No podía faltar el espacio Indie, en elque estudios nacionales muestran, de forma práctica, sus últimas creaciones. Hasta el momento, 21 empresas de toda España –11 asturianas– tienen ya asegurada su presencia. Y por si esto fuese poco, el compromiso del FIMP pasa también por abordar las actuales tendencias del sector. Por eso habrá charlas sobre cómo la gamificación, la telemedicina o el Big Data están cambiando el sector sanitario y cómo el ojo de halcón en tenis y los chips en las botas de futbolista son cada vez más utilizados en el deportivo.

Esto son ‘solo’ 6.500 metros cuadrados. El FIMP tiene reservados muchos más. El pabellón de las naciones en exclusivo para las competiciones de drones y el SabadellHerrero dedicado a las ‘starups’. Bien los recorrerán quienes se animen a participar en las yinkanas, y aquí cabe decir que sí, habrá ‘Pokémon Go’. También se buscará al mejor ‘atleta’ de videojuegos: aquel que gane un decatlón conformado por títulos dispares. Todo esto y mucho más es FIMP. Quedan doce días. ¿Se apunta?