El Comercio

Buenas prácticas, malos presupuestos

vídeo

Alfonso Palacio se dirige al público. A su lado, Ángel Antonio Rodríguez y Karen Ohlenschläger, en el Museo de Bellas Artes de Asturias. / ALEX PIÑA

  • Karin Ohlenschläger y Alfonso Palacio describen en AlNorte la situación en los centros de arte, donde el reto, coinciden, es la creación de «patrimonio intelectual»

El Museo de Bellas Artes de Asturias y Laboral Centro de Arte y Creación Industrial tienen objetivos bien distintos. Uno conserva y custodia el arte como patrimonio histórico, el otro alienta y produce para crear patrimonio contemporáneo. Sin embargo, ambos espacios están embarcados en una misma cruzada. «La educación es nuestro gran reto», dice el responsable de la pinacoteca regional, Alfonso Palacio. «Nuestra meta es tanto la producción de una riqueza material, como inmaterial», secunda la responsable del espacio de Cabueñes, Karin Ohlenschläger. Hablan los dos tras una de las mesas de debate dispuesta por AlNorte, la Semana de Arte Contemporáneo de Asturias que promueve EL COMERCIO. Y lo hacen en el viejo Palacio de Velarde que alberga el museo. Allí, recorridos sus proyectos singulares y admitidas las mejores voluntades para llevarlos a cabo, según los códigos de buenas prácticas, encuentran otro territorio común, «la falta de recursos económicos».

El Bellas Artes ha pasado, como recordó su director, de los cuatro millones de presupuesto en tiempos de bonanza, a 1,7 millones para este ejercicio, «en que su espacio literalmente se ha duplicado, con la ampliación». Por su parte, Laboral, nacida en 2007, cuando la crisis asomaba las orejas, pero no sus fauces, pasó de casi cuatro millones (3,8, exactamente) a los dos con los que se afronta el proyecto de este 2016. Y eso tras haber ganado 150.000 euros respecto a 2015 (por las ayudas europeas). «Nos ha tocado este tiempo en el que no hay dinero, pero defenderemos de la mejor manera nuestros espacios». Son palabras de Palacio, pero a ellas asentía Ohlenschläger. También lo hacía cuando este pedía colaboración interinstitucional. Cuando hablaba de la importancia de trabajar en red. «No somos solistas. Nuestro trabajo es el de instrumentistas de una misma orquesta en la que estamos todos».

Y en ese todos también entran los patronos que gobiernan por encima de los gestores. A ellos y a su papel en los dos centros se refirió el director de AlNorte y moderador de la mesa, Ángel Antonio Rodríguez, que halló en ese punto otra diferencia clave.

De hecho, en el caso de Laboral, se cumplen, como aseguró su directora, «los códigos que sus propios fundadores redactaron». Por eso el patronato está integrado «por un 33% de representantes públicos, un 33% de representantes de la sociedad civil y otro tanto de profesionales del sector, desde artistas a científicos, pasando por historiadores». No se completa así el del Museo de Bellas Artes, donde la representación atiende a los órganos de gobierno de los que depende. Estos son el Principado y el Ayuntamiento de Oviedo, por lo que sus representantes son los que asignan aquellos partidos políticos con representación parlamentaria, más el que elige el Gobierno municipal. Y, si bien es verdad, según Palacio, «que el proyecto sale adelante sin trabas», no lo es menos que se «echa en falta la presencia de un mayor número de agentes culturales, expertos en temas de arte».

Ayer había unos cuantos en la segunda planta de pinacoteca, donde escuchaban con atención mientras varias personas hacían su recorrido entre las pinturas, artistas como Fernando Alba (muy preocupado por la intervención de los patronatos en las gestiones de los centros), José Ferrero, Ramón Isidoro o Cristina Ferrández.

En primera fila, Guillermo Simón y Pablo Armesto, asiduos de AlNorte, que no se perdieron ni uno solo de los datos puestos sobre la mesa. Tampoco la directora del Centro de Escultura Museo Antón de Candás, Dolores Villameriel, que asentía desde el público a la descripción del estado de la situación y de la de todos los problemas que encaran los gestores culturales para desarrollar su proyecto.

Temas