La Colección Masaveu crece en las ferias

Cuadros de Jesús Herrera, en las paredes de ATM, en JustMad.
Cuadros de Jesús Herrera, en las paredes de ATM, en JustMad. / D. S.
  • Los marchantes asturianos califican de éxito los primeros días de programa. ATM, se lleva el Premio Kells de Drawing Room

  • Cuatro de los galeristas congregados en las citas de Madrid ingresan a sus artistas en el fondo de arte

La Colección de la Fundación Cristina Masaveu Peterson no para de crecer. Sus expertos oteadores buscan constantemente no solo piezas de gran valor histórico, sino también los nuevos valores que están emergiendo con el siglo. Por eso uno de sus centros de alimentación más importante son las ferias que estos días se celebran en Madrid. Y en sus paredes han encontrado ya una serie importante de piezas, que ha hecho ingresar en su fondo a los artistas de cuatro de las galerías asturianas. Gema Llamazares fue la primera en recibir «la magnífica noticia» y colocar al lado de una de las esculturas verticales de Yutaka Mori (uno de los dos artistas japoneses que luce carné asturiano) la esperada distinción: «Adquirido por la Fundación Cristina Masaveu». En la primera jornada de JustMad también pegaba esa «noticia» ATM Altamira y lo hacía al lado de las obras de Jesús Herrera. Ayer se unía al club de los elegidos la joven Bea Villamarín. De su propuesta ha ingresado en la importantísima colección un gran lienzo de Rubén Martín de Lucas. Pero quien hizo redoble fue Ángel Antonio Rodríguez, el director de AlNorte y de Puxagallery, sala de Madrid, pero con gestión, talento y programa asturianos. Dos de sus artistas, Cristina Ferrández y Guibert Rosales, miembros ambos de la familia AlNorte, en cuyas becas expositivas -patrocinadas por EL COMERCIO- se dieron a conocer, fueron elegidos también para entrar por la puerta grande en la Masaveu.

Y esto solo en JustMad. En Drawing Room, donde Llamazares ya ha logrado vender obra de Estefanía Martín Saenz y Guillermo Peñalver, otro asturiano, Diego Suárez, director de ATM, que está presente en tres ferias (la tercera es Casa Leibniz), se lleva uno de los premios gordos, el que otorga la Colección Kells. El título es para Clara Sánchez Sala, que ya logró, también con ATM, el Premio Estampa 2016. Ni uno solo de los galeristas asturianos se ha arrepentido de haber hecho el esfuerzo que supone desemabarcar estos días en Madrid. La gijonesa Viki Blanco también está feliz con los resultados en JustMad. Como Aurora Vigil-Escalera, a punto de dejar sus paredes en blanco, en esta misma feria, pero también en Art Madrid, donde entre otros muestra la obra de Pablo Genovés, noticia ayer por ser el primer español en exponer en la catedral londinense de Saint Paul. Vigil- Escalera comparte programa con Arancha Osoro, que también traduce su estancia en éxito.