La asturiana Rosa Menéndez será la primera mujer al frente del CSIC

La investigadora Rosa Menéndez. / E. C.
La investigadora Rosa Menéndez. / E. C.

El Gobierno prepara el relevo de Emilio Lora-Tamayo, que será sustituido por la científica nacida en Cudillero

M. ROJO / AGENCIAS MADRID.

El Gobierno prepara el relevo como presidente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de Emilio Lora-Tamayo, quien será sustituido por Rosa Menéndez. Así lo han confirmado a Efe fuentes del Ministerio de Economía y Competitividad. Menéndez, cuyo nombramiento irá al Consejo de Ministros de manera «inminente», será la primera mujer al frente del mayor organismo público de investigación en España.

Rosa María Menéndez López (Cudillero, 1956) se graduó en Química por la Universidad de Oviedo en 1980 y se doctoró en 1986. Empezó en el CSIC en el Instituto Nacional del Carbón de Oviedo y desde 2003-2008 fue directora del mismo. Desde mayo 2008 a febrero 2009 fue vicepresidenta de Investigación Científica y Técnica del CSIC.

Su labor investigadora está relacionada con materiales y energía, a través de la optimización de los procesos de conversión del carbón y revalorización de sus derivados, así como los procedentes del petróleo, según las mismas fuentes. Ha iniciado una línea de investigación sobre grafeno para distintas aplicaciones que incluyen biomedicina y almacenamiento de energía.

Menéndez ha participado en más de 30 proyectos de investigación (europeos, nacionales y regionales), siendo investigadora principal en una veintena de ellos y coordinadora de cinco iniciativas europeas. Además ha publicado más de 200 artículos en revistas internacionales de alto índice de impacto, varios capítulos de libros, dos libros de divulgación y dirigido 18 tesis doctorales.

Menéndez, que tiene nueve patentes, recibió en 1996 el Schunk Carbon Award, concedido por la empresa alemana, por su contribución al desarrollo de la ciencia de los materiales de carbono. En 2009 recibió el Premio DuPont de la Ciencia y el Premio Innova 'Diario de León' 2016, entre otros galardones.Fue presidenta del Grupo Español del Carbón, presidenta de la Asociación Europea de Materiales de Carbono, vicedecana del Colegio de Químicos de Asturias y León y miembro del Comité Científico Asesor del proyecto europeo sobre captura de CO2, DECARBit.

En la actualidad es miembro del Consejo Rector de la Agencia Estatal de Investigación y de la Comisión Nacional de Evaluación de la Actividad Investigadora, así como del Comité Científico Asesor del Principado de Asturias y delegada institucional del CSIC en Asturias.

Emilio Lora-Tamayo fue presidente del CSIC en dos ocasiones, la primera en 2003, cargo que ocupó hasta 2004, y la segunda en 2012. Lora-Tamayo está especializado en los campos de la física y la tecnología de semiconductores, dispositivos y circuitos integrados de silicio y en micro y nanosistemas. También fue designado en diciembre de 2002 presidente del comité científico de evaluación técnica del hundimiento del petrolero Prestige.

Mujeres en el CSIC

Actualmente, el CSIC cuenta con unos 13.000 investigadores, de los cuales las mujeres representan el 35,7%, un porcentaje ligeramente inferior a la media de España (39%) aunque superior a la europea (33%). Sin embargo, el CSIC cuenta con una proporción mayor de mujeres en puestos altos en relación a grados más bajos -el denominado 'techo de cristal'-, que en España y Europa.

Según explicaba Lora-Tamayo en una entrevista a Europa Press, hay dos factores que explican que las cifras del CSIC sean «más equilibradas que en otros sitios». «Porque no hay la menor restricción, ninguna mujer se puede sentir discriminada en absoluto, y después, en los mecanismos de entrada [al CSIC] se va buscando la paridad», destacaba.

De este modo, se mostraba en desacuerdo con imponer medidas como la cuota de igualdad: «Hay muchas mujeres que no están de acuerdo, porque lo que pretenden es ser evaluadas por lo que saben, por lo que son, por lo que hacen, yo entiendo esa forma de mirar, hay que estar vigilantes para que no haya indicio de discriminación, lo que vale, vale, lo que se juzga son las capacidades».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos