El Comercio

Yvonne Blake, nueva presidenta de la Academia del Cine

  • La diseñadora de vestuario garantiza menos caciquismo y mayor transparencia en la toma de decisiones

La diseñadora de vestuario Yvonne Blake (Manchester, 1938), elegida ayer presidenta de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas tras la dimisión de Antonio Resines, ha prometido menos «caciquismo» y más «transparencia» y «renovación» en su mandato para los próximos tres años.

«Uno de los problemas que teníamos con la anterior presidencia era la falta de transparencia, han tomado decisiones sin consultar con la junta, que debe tener siempre la última palabra», subrayó Blake en una rueda de prensa tras ser elegida con 193 votos a favor, 50 en contra, 3 votos en blanco y dos nulos. El resultado fue recibido con aplausos en el auditorio, donde la nueva presidenta aseguró ante los académicos que esta institución será «la casa de todas las personas que hacen cine».

La ganadora de cuatro premios Goya y un Oscar formará a partir de hoy terna presidencial con el director de cine Mariano Barroso y la actriz Nora Navas en las vicepresidencias primera y segunda, respectivamente.

Era la única candidatura en competición, aunque Blake -que recibió el Premio Mujer de Cine del Festival de Cine de Gijón en 2014- ha asegurado que no se han sentido solos. «Hemos recibido muchas muestras de apoyo, desde dentro y desde fuera», señaló. Ese apoyo no se traduce necesariamente en participación, ya que de los casi 1.200 académicos que forman parte de la asamblea general sólo han votado 248. «Vota muy poca gente, es la tónica de las últimas elecciones y es uno de los principales puntos a confrontar, la participación», afirmó Barroso, que habló de un «divorcio entre la Academia y la gente que hace cine».

En relación con la próxima edición de los Goya, Blake apuntó que será una gala «algo más sobria», porque el presupuesto es menor. «Queremos hacer algo más fresco y diferente», declaró.