En busca de 200.000 Enfants Terribles

El director del FICX, Alejandro Díaz Castaño, a la izquierda del cartel, con el equipo responsable de Enfants Terribles. / FICX

El ciclo del FICX que patrocina EL COMERCIO cumple 20 años y suma ya más de 185.000 espectadoresTrece títulos llegados de distintos puntos del mundo componen el menú de este año, que incluye talleres, charlas y encuentros con seis de los directores

MIGUEL ROJO GIJÓN.

Cuando allá por 1963 Isaac del Rivero dio luz a la semilla de lo que hoy es el Festival Internacional de Cine de Gijón (FICX), sus principales destinatarios eran los niños. Muy pronto, tras varios cambios, adquirió el nombre de Certamen Internacional de Cine para la Infancia y la Juventud, que mantendría hasta 1988, cuando pasó a tener el nombre con el que hoy se le conoce. Es por eso que tanto desde la dirección del festival como en EL COMERCIO se le tiene un cariño especial a la sección Enfants Terribles, la destinada al público infantil y juvenil, que cumple 20 años esta edición y suma cientos de proyecciones que han seguido hasta el momento 185.000 jovenes espectadores de colegios de Asturias, León, Galicia y Cantabria. «Confiamos en superar este año los 13.000 espectadores del año pasado», explicaba Tito Rodríguez Torras, asesor de programación del festival, que fue el encargado ayer de presentar el ciclo, que patrocina este periódico, junto al director del FICX, Alejandro Díaz Castaño, el concejal Jesús Martínez Salvador y la concejala Ana Montserrat López Moro. De lograrse esas cifras, estaríamos hablando ya de unos 200.000 Enfants Terribles para celebrar este cumpleaños de cine.

Por la competición pasarán títulos que han sido presentados, y en algunos casos premiados, en festivales como Cannes, Berlín, Toronto, Locarno, Karlovy Vary, Londres, Annecy o Giffoni. Maestros de la animación como el veterano Michel Ocelot, ganador de Enfants Terribles en 1999 con 'Kirikú y la bruja'; Arthur de Pins o los nominados al Oscar Jan Lachauer y Jakob Schuh estarán en la competición junto a las primeras obras de Chad Chenouga, Darren Thornton o Nila Núñez. Uno de los contenidos más destacados de la sección será el estreno europeo de '100 días de soledad', del asturiano José Díaz. Durante cien días, con sus cien noches, se grabó a sí mismo aislado en una cabaña del Parque Natural de Redes y el resultado ha sido un documental sobre la vida primitiva en un marco de singular belleza. «Hay planos que parecen rodados por un equipo, como si fuese una gran producción, pero lo hizo todo él con una cámara», explicaba Díaz Castaño.

Por primera vez, los participantes en Enfants Terribles no solo elegirán la película ganadora, también programarán y presentarán una de las películas. En esta edición, 'De toutes mes forces' es la película seleccionada por cuatro jóvenes asturianas que acudieron el pasado mes de julio al Festival Internacional de Giffoni, uno de los más importantes del mundo para público infantil y juvenil, gracias al acuerdo establecido entre el FICX y el certamen italiano. Ellas recomendaron esta película para su programación en Gijón tras verla en Italia (donde resultó premiada) y a ellas se les encomendará la tarea de presentarla, por primera vez en nuestro país. Ayer, también acudieron a la presentación del ciclo del que son en parte responsables. Y así, hasta 13 títulos diferentes, que se complementan con el trabajo previo que los alumnos hacen en el colegio sobre las películas, a través de guías didácticas; talleres sobre oficios de cine, animación con mesa de luz virtual y diseño de sonido.

Compite el documental del asturiano José Díaz, que pasó cien días en una cabaña de Redes

El cartel de la vigésima edición de Enfants Terribles ha sido creado por César Sánchez. Un oso de peluche un «poco gamberro» integrado en la imagen del ojo del FICX.

Más

Fotos

Vídeos