El Comercio

Henar Ortiz, en una foto de archivo en Gijón.
Henar Ortiz, en una foto de archivo en Gijón. / JORGE PETEIRO

«Estos cuentos son un cachín de mi alma»

  • Henar Ortiz llega a las librerías con 'Diminutos cuentos', un libro ilustrado con fines solidarios

  • La tía de la Reina Letizia colabora con la Fundación El Pájaro Azul en un álbum ilustrado por Abraham Menéndez

Henar Ortiz tiene libro. Se titula 'Diminutos cuentos', lo edita Trabe en colaboración con la Fundación El Pájaro Azul, cuenta con ilustraciones de Abraham Menéndez y tiene un fin solidario. Los beneficios derivados de su venta irán a la citada fundación, que desarrolla un importante proyecto para la formación y el desarrollo de las mujeres en el África subsahariana. El jueves de la próxima semana se presenta en Madrid. Antes, responde a esta entrevista. Lo hace, eso sí, mediante un cuestionario.

¿Cómo nace a estas alturas su vocación literaria?

Siempre me gustó, para mí es como pintar.

¿Cómo fue el proceso de creación de este libro?

Ya escritos los cuentos, los ofrecí para la ONG. Creo que los tenía fechados en 2013 pero imprevistos ineludibles impidieron su publicación hasta ahora. Ya debería de haberse publicado hace un año o más.

¿Y cómo es su proceso de escritura?

Solo escribo para mí. No pensé en publicar hasta ahora y fue por esta causa. Así que no puedo esgrimir una disciplina concreta. Admito que cuando escribo es probable que sea con un estado emocional determinado.

¿Es muy autocrítica con su trabajo? ¿Acostumbra a corregirse?

Sí, soy autocrítica. Nunca estoy satisfecha. Me ocurre con todo lo que hago.

Es difícil ponerle palabras a las palabras, pero me gustaría que lo intentara. ¿Cuáles les pone a sus 'Diminutos cuentos'?

Sí, es difícil. Lo que siento con estos cuentos, aunque suene cursi, es que son un 'cachín' de mi alma. Parte de mis emociones están vertidas en los textos.

Su hermano es periodista; su sobrina, la Reina Letizia, también lo es. ¿No les ha pedido consejos a la hora de escribir? ¿Han leído ya el libro?

No. No lo ha leído todavía. Pero por supuesto que para mí, afectos aparte, son dos grandes profesionales de los que aprendo.

¿Tampoco han podido leerlo la princesa Leonor y la infanta Sofía?

No. Hasta ahora solamente lo leyó mi madre.

Además de sus textos, están las ilustraciones de Abraham Menéndez.

Abraham Menéndez respondió inmediatamente a la petición de las ilustraciones. Es asturiano, de Gijón, y como sabe, es un diseñador de gran prestigio, genial, y además, generoso.

Después de esta experiencia literaria, ¿se plantea repetir?

Ya veremos. Pasito a paso.