«Busco hablar del universo a partir de mis obsesiones»

Xuan Bello, en Cervantes. / PIÑA
Xuan Bello, en Cervantes. / PIÑA

Xuan Bello presentó ayer en Oviedo 'Escrito en el jardín', una historia que nació a través de textos publicados por el diario EL COMERCIO

MIGUEL ROJO GIJÓN.

Cada libro de Xuan Bello es a la vez igual y distinto a los anteriores. El propio autor es consciente de ello, aunque reconoce que «con el paso del tiempo, no soy el mismo. No es el mismo aquel chaval que en 2003 publicaba 'Historia universal de Paniceiros' que el Xuan Bello de ahora, con 52 años ya cumplidos». Y aún así, «sigo contando en cierta medida la misma historia». La razón es que «tengo ciertas obsesiones y a partir de ellas busco cubrir el espacio de la ficción, que al final es el universo entero. Y se llega a conceptos tan complejos como la vida misma», apuntaba. Ayer, acompañado del también colaborador de este periódico Ismael González Arias, presentaba una nueva etapa de ese cuento interminable que es su literatura. Lleva por título 'Escrito en el jardín', y nació a partir de los textos publicados en los últimos años en este diario.

«Escribo mis libros a partir de los borradores que publico en el periódico. No todo lo que sale en esos artículos está después en el libro, me centro en las partes más intensas, más potentes. Voy buscando el hilo secreto que une todos esos textos, que a veces tardo tiempo en saber cuál es, pero cuando encuentro ese hilo de Ariadna, todo toma forma y sentido», describía.

Así, en esa «escritura continua» de la que hablaba en estas páginas José Luis García Martín al reseñar su libro, Xuan Bello nos cuenta, enumera el crítico, «la historia de sus animales domésticos, la historia de una huerta y un jardín, los recuerdos de infancia, los de su estancia en Roma; también los parientes que emigraron a América», entre muchos otros temas. Esto es, su propia historia, que no deja ser la de cualquiera, la de cada uno de nosotros.

Fotos

Vídeos