Marco Magoa lleva su teatro a Nueva York

Marco Magoa en una escena de 'Camino del aserradero', que se estrena esta semana en Nueva York.
Marco Magoa en una escena de 'Camino del aserradero', que se estrena esta semana en Nueva York. / JAVIER SUÁREZ

El dramaturgo, actor y director asturiano representará 'Mare Nostrum' y estrenará 'Camino del aserradero'

M. F. ANTUÑA GIJÓN.

Copenhague, El Cairo, Amán, Túnez... Y ahora Nueva York. Marco Magoa, el actor, dramaturgo y director gijonés que ha hecho carrera con su teatro comprometido y siempre muy vinculado al mundo árabe, cruza ahora otra frontera y toma rumbo a Estados Unidos. Dos de sus obras se verán este mismo mes de agosto: un estreno, 'Camino del aserradero', y la ya conocida 'Mare nostum. Finis Somnia Vestra' están programadas los días 19 y 20 en la capital del mundo.

Magoa, afincado en El Cairo y que desde allí ha realizado montajes con textos de escritores españoles y suyos propios, es autor de una trilogía dedicada a los migrantes que arriesgan su vida en el Mediterráneo para llegar a Europa. En ese trabajo se inscribe 'Mare Nostum. Finis Somnia Vestra', que ha sido publicado en España con prólogo de Maruja Torres y se ha visto en escenarios como Amán, Copenhague y Túnez. En Gijón está programada en el Jovellanos para finales de este mismo año. Ese texto se representará el domingo 20 en el Kraine Theather, en el off Broadway de Manhattan. Es un monólogo que en esta ocasión se representará en inglés y que contará en Nueva York con la participación especial del actor sirio Adham Murched, exiliado en la ciudad estadounidense tras la guerra de Siria.

Claro que el viaje a Estados Unidos de Magoa será aún más productivo. La víspera está previsto el estreno de 'On the Way to the Sawmill' (Camino del aserradero),un texto del propio Magoa y del actor americano de origen indio TJ Krishnan, que protagonizan ambos. El montaje se plantea como una metáfora sobre el uso y los abusos que algunos países ricos hacen sobre los pobres con total impunidad legal, que van de la explotación sexual a la experimentación farmacéutica y médica, la gestión de recursos naturales, el tráfico de armas, la venta de armas... Se hace a través de la historia de Nadie, quien, tras ser traicionado por su pareja, decide vengarse de un novio viajando a un país del tercer mundo matando al primero extraño que encuentre. La función, que se hará en forma de performance, es el primer texto de una serie que conformarán una obra más extensa que se estrenará el próximo año. De momento, se verá en el Center for Performance Research, en Brooklyn, que colabora en esta producción de teatro4m junto con la Embajada de España en Washington.

Nueva York no será la única escala de Magoa en Estados Unidos. El dramaturgo gijonés ha sido invitado por la Universidad de Idaho para tomar parte en diferentes actividades culturales en el ámbito académico. Está previsto que dé una conferencia ante estudiantes de Ciencias Políticas, Humanidades, Idiomas y Arte Dramático. Además, ofrecerá una clase magistral a alumnos de Arte Dramático. Está previsto también que protagonice una función de 'Mare Nostrum' en en el Hartung Theater el día 25 de agosto, en la que estará acompañado por cinco estudiantes.

Actor y director gijonés formado en la Escuela de Arte Dramático y afincado en Madrid, Marco Magoa empezó en 2004 a estudiar árabe. Así comenzó su ambición por a acercarse al mundo árabe a través de la escena. En El Cairo dio en 2010 los primeros pasos para poner e n escena 'Bodas de sangre' de Lorca y finalmente en septiembre de 2011 se pudo ver en el Teatro Nacional de Egipto. Después, en 2012, se embarcó en la aventura de llevar a escena los versos de Ángel González y José Hierro en 'El otro'. Luego llegaron 'Zenocrate and Zenobia. (The exiled)', una performance coproducida por la Embajada de España y el British Council. Luego llegaría 'Brasil... Uma noite no Cairo', un espectáculo en tres idiomas -árabe clásico, dialecto egipcio y portugués- que contó con financiación de la Embajada de Brasil en la capital egipcia. En 2014, dio un paso más y subió a las tablas 'Justo donde se rompe el alma', escrita y dirigida por él mismo y con el respaldo de la Embajada de Estados Unidos que relataba la vida de cinco dominicanos en Nueva York. Llegó después su trilogía dedicada a las muertes en el Mediterráneo y el conflicto de Siria: 'Nada', 'El cielo y yo' y Mare Nostrum', que ha trascendido ya varias fronteras con su denuncia explícita del drama de la emigración. Esas tres historias relatan diferentes momentos en la vida de los emigrantes: 'El cielo y yo' revela qué sucede cuando se cruza la primera frontera, la del país del que se huye; 'Nada' juega con el doble sentido el término, que es el imperativo del verbo nadar y es puro vacío, y 'Mare Nostrum. El fin de vuestros sueños' es un doloroso monólogo cuyo título traducido al castellano es pura elocuencia. También el pasado año puso en escena en Jordania y Túnez 'El viajero', basado en un texto del siglo XIV de Ibn Battuta, y 'La soledad del Quijote'.

Fotos

Vídeos