El Comercio

'Gran Hermano VIP': Alysson se desata con Antonio y acaba arrepentida

  • El flirteo de ambos terminó como no podía ser de otra forma: con apasionados besos

Bebía los vientos por Marco Ferri pero desde que la pareja del italiano entró como concursante en la casa de 'Gran Hermano VIP', Alyson Eckmann apenas habla con su compañero. Sobre todo después de que este solicitara una hora sin cámaras con Aylén, torturando al resto de la casa y sobre todo a la expresentadora de 'Hable con ellas'.

Ser la tercera en discordia del triángulo amoroso de la edición VIP de Gran Hermano la ha situado para muchos como la favorita para ganar el concurso de Telecinco. Pero las opciones de victoria no son las únicas que hacen sonreír a la americana.

Desde que se produjo el intercambio con Big Brother Brasil, Alyson Eckmann dejó de echar de menos a Elettra. La entrada de los gemelos Antônio y Manôel en la casa de Guadalix ha animado a la concursante, que ha dejado de arrastrar los pies y ha demostrado lo bien que ha congeniado con Antônio.

El flirteo de ambos terminó como no podía ser de otra forma: con apasionados besos. Poco han importado las dificultades para comunicarse, la química era tan palpable que terminó cuajando. Hasta durmieron juntos esta noche, como dos tortolitos.

Pero llegó el día y también las dudas. Alyson Eckmann tardó poco en arrepentirse, y se desahogó junto a Irma soriano y Emma Ozores. 'Oh my god, tenemos un problema', aseguraba. La cantante estadounidense les contaba que «besar al primer brasileño que pasa» podía perjudicarla en su trabajo.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate