«Me hubiera gustado ser emperador romano»

«Me hubiera gustado ser emperador romano»

Miguel Ángel Muñoz se suma a 'El Ministerio del Tiempo' (TVE) para interpretar al primer caudillo indígena de origen español. «Es espectacular».

MIGUEL ÁNGEL ALFONSO

'El Ministerio del Tiempo' hace las américas esta noche (a partir de las 22.30 horas). La serie de TVE revivirá la conquista española del continente pero con su peculiar mirada, rescatando al personaje histórico de Gonzalo Guerrero, un conquistador que naufragó frente a la Península del Yucatán, sobrevivió a un grupo de caníbales, se alió con una tribu local y llegó a ser un caudillo indígena para acabar combatiendo a sus compatriotas. A esta figura prácticamente olvidada de nuestra Historia le dará vida el actor Miguel Ángel Muñoz (Madrid, 1983), que lo describe como «un personaje de cómic».

- ¿Qué se le pasa a uno por la cabeza cuando le llaman de 'El Ministerio'?

- Qué suerte, es de esos proyectos de los que uno se siente muy orgulloso. El capítulo en el que participo, además, lo dirige Koldo Serra que es un director que admiro. Encima me ofrecen el protagonista de un episodio que cuenta la historia de un personaje real que habla de la época de la conquista de América por parte de los españoles, un tipo que tuvo una vida muy peculiar.

- Gonzalo Guerrero es un personaje casi desconocido en España.

- Reconozco que hasta que no me llegó el guion y me puse a leer sobre este señor no tenía ni idea de su existencia. Es espectacular, tanto que hasta tiene estatuas en la Península del Yucatán. Su vida parece de ficción, su barco naufragó, tuvo que salvar la vida ante caníbales, se escapó, se convirtió en la mano derecha de un cacique y acabo combatiendo contra españoles... ¡Parece de cómic!

- En México lo conocen como el padre del mestizaje.

- Allí le tienen mucho cariño, consiguió de alguna manera que la historia cambiara al formar familia allí.

- Si usted ya era popular en ese país, ahora le van a levantar una estatua.

- (Risas) Tengo muchas ganas de que esto se vea por allí. Los trabajos que he hecho en México se ven en HBO y en Netflix, y me hace mucha ilusión que me vean en esta serie.

- ¿Cómo ha vivido el terremoto que sufrieron la semana pasada?

- Conozco allí a muchísima gente, estuve viviendo un año maravilloso en el D.F. Vivía de alquiler en el barrio de La Condesa, que ha sido uno de los más afectados por el terremoto. Me dejó conmocionado, aunque tengo la suerte de que ninguna de las personas que conozco han resultado heridas. La situación es terrible y animo a la gente a ayudar con donaciones.

- Volviendo a 'El Ministerio', ¿usted era seguidor de la serie?

- Tengo que reconocer que no era tan 'ministérico' como la cantidad de fans que tiene la serie, aunque los capítulos que he visto me han encantado. Contar la historia de España con un elemento de ciencia ficción me parece un acierto.

- ¿A qué época le gustaría viajar?

- A la Antigua Roma, pero siendo emperador claro (risas). Tuvieron que ser una maravilla esas fiestas que se daban.

- Javier Olivares se queja de que las ficciones duren 70 minutos en España.

- En cincuenta minutos uno puede condensar mucho más la trama y mantener la tensión durante todo el episodio. Desgraciadamente en España consumimos la ficción con ese metraje y, sin embargo, cuando estás en un proyecto donde el minutaje es otro te das cuenta de que aquello va como un tiro. Por eso tienen mucho mérito ciertos proyectos de ficción española que aguantan de principio a final manteniendo la intriga durante tantos minutos.

- ¿Cómo se sintió al volver a las cocinas de 'MasterChef Celebrity'?

- Muy emocionado, la experiencia de 'MasterChef' fue una de las mejores de mi vida. Nunca imaginé que algo tan al margen de mi carrera como actor me pudiese nutrir tanto como persona y me sentase tan bien. Volver fue un regalo, me hizo mucha ilusión ver a tantos compañeros. Estaré de nuevo en el programa número 100, como actor-chef invitado.

- ¿Sigue siendo un cocinillas?

- Cocino, practico yoga, corro maratones... Pero lo que más me llena es mi trabajo.

- ¡Hasta le queda tiempo de irse con Jesús Calleja de aventura!

- Sí, acabo de estar con él en Bolivia, haciendo un ascenso a una montaña de más de 5.000 metros. Ya se verá si lo conseguimos o no porque el temporal fue terrible.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos