El Comercio

El Adba se quedó a un punto de ganar en Badajoz y se agotan sus opciones

Andrea Malanda trata de taponar a Berta Dalmau con Laura Martínez, a la izquierda, atenta a la ayuda.
Andrea Malanda trata de taponar a Berta Dalmau con Laura Martínez, a la izquierda, atenta a la ayuda. / JOSÉ VICENTE ARNELAS/HOY BADAJOZ
  • El equipo avilesino fue siempre por detrás en el marcador y tuvo la última posesión para llevarse un triunfo para la esperanza

Está visto que no es la actual la temporada del Adba. Tras rozar y merecerse la victoria siete días atrás ante Los Adelantados de Tenerife, ayer volvió a quedarse a un punto de una victoria para engancharse a la esperanza de una permanencia que se ve cada vez más lejos. Tras ir todo el partido por debajo en el marcador, el Adba perdió en Badajoz por 52-51 tras desperdiciar la última posesión para llevarse el partido.

Es la historia repetida, aunque al contrario que la semana anterior, el equipo avilesino fue de menos a más y estuvo a punto de darse una alegría. El primer parcial fue un tormento con un 19-10 que hacía presagiar lo peor, aunque en el segundo el partido se enderezó en parte con un 12-16 en el que Malanda y Bashala llevaban la iniciativa de ataque. Al descanso la diferencia de seis puntos era poco significativa y en el tercer periodo apenas hubo variación. Los dos equipos fallaron todo y más para firmar un pírrico 9-8.

Al contrario de lo que ha sido la tónica en la temporada, el equipo de Yolanda Mijares dominó el último cuarto y fue paulatinamente limando la diferencia hasta ponerse por delante a dos minutos del final y dar paso al siempre incierto tramo definitivo, en el que cada posesión es oro. Badajoz logró enderezarse, aunque la última posesión del partido fue para el Adba, con una lamentable pérdida que arruinó la opción de ganar y albergar esperanzas de una permanencia que aún puede darse, porque Aragón y Universidad de Oviedo se mantienen a tiro de las avilesinas.