El Comercio

El Gijón Basket no gana en casa

La falta de acierto bajo el poste ofensivo y una polémica actuación de la pareja arbitral condenaron al Gijón Basket, que sumó ante el Narón su cuarta derrota consecutiva como local en lo que va de temporada.

El partido comenzó igualado, pero se rompió en el segundo cuarto con varias decisiones arbitrales que encendieron al público. El Narón dominó las dos zonas liderado por Duprey, una pesadilla para el 'cinco' local en el que debutó el base lituano Janenas, que dejó destellos de su calidad.