Duelo a todo o nada por las semifinales

La plantilla del Unión Financiera hizo una piña al final del entrenamiento desarrollado ayer en Pumarín. / HUGO ÁLVAREZ
La plantilla del Unión Financiera hizo una piña al final del entrenamiento desarrollado ayer en Pumarín. / HUGO ÁLVAREZ

El Unión Financiera se encomienda a Pumarín y a su afición para lograr el pase a la siguiente ronda en la pelea por llegar a la máxima categoría

HUGO VELASCO OVIEDO.

El trabajo realizado a lo largo de los últimos diez meses se verá resumido esta tarde-noche (20.45 horas) en cuarenta minutos que resultarán eternos para el Unión Financiera Baloncesto Oviedo y el Chocolates Trapa Palencia.

Los dos equipos se medirán en el Polideportivo de Pumarín a un duelo a vida o muerte en el que el ganador continuará su camino en los 'play off' de ascenso a la ACB, mientras que el que salga derrotado dará por finalizada su temporada.

Los ovetenses cuentan a su favor con el factor cancha después de finalizar la temporada en la cuarta posición de la tabla. Esta ventaja, a la vista de como se ha desarrollado la eliminatoria, puede ser definitiva, más si cabe tras la igualdad vivida en los últimos cuatro enfrentamientos de la serie que se decantaron con victoria del equipo que jugaba como local.

Por este motivo, los de Carles Marco, que no pudieron aprovechar en Palencia los dos 'match ball' que tuvieron para certificar su pase a semifinales, querrán hacer valer su trayectoria en casa, donde suman cinco meses sin perder. Además, los tres enfrentamientos de esta campaña ante los palentinos se resolvieron a su favor, aunque no sin sufrimiento.

Por su parte, el cuadro castellano que dirige Alejandro Martínez viene con la moral reforzada después de ganar los dos partidos del fin de semana ante su público, a pesar de tener la presión de no poder cometer un fallo. Un estrés con el que volverán a jugar hoy en Oviedo, y que le puede pasar factura a una plantilla que no cuenta con un gran fondo de armario, algo de lo que sí disponen los ovetenses.

La exigencia de disputar tres partidos con tanto en juego en 96 horas será uno de los factores que pueden decantar la eliminatoria, y ahí el Unión Financiera presume de tener mejores jugadores en los segundos puestos, como se comprobó en los partidos que tuvieron lugar en el 'fortín' ovetense.

Como contrapartida estará la juventud e inexperiencia en estas lides de muchos de los efectivos de Carles Marco, mientras que en el Palencia se encuentran hombres como Urko Otegui, Jordi Grimau y Andrés Miso, quienes entre los tres suman 105 años. Precisamente ellos y Nikola Cvetinovic son los responsables de mantener viva todavía una eliminatoria que se marchaba de Oviedo con tintes dramáticos para los morados.

Entre las claves para que el triunfo se vuelva a quedar en la capital del Principado se encuentra el trabajo en defensa de los ovetenses, quienes en Palencia sufrieron bastante a la hora de frenar las acometidas de Grimau y Otegui, quien el domingo estableció la mejor valoración de lo que va de 'play off', con 36 tantos.

A una mayor fortaleza defensiva que implique, además, un mejor cierre del rebote para impedir las segundas jugadas moradas se le deberá unir una noche sin fallos en ataque con la aportación de todos los efectivos: el buque insignia del equipo, Óliver Arteaga, junto a Chema González y Mouhamed Barro sobre la pintura; Fabio Santana y Nick Novak en la dirección del equipo; y los puntos desde el exterior de Romaric Belemene, Víctor Pérez, Zoran Vrkic, Davis Geks y Mike Carlson.

A pesar de que todos los sentidos deberán estar puestos sobre el parqué de Pumarín, con el rabillo del ojo se mirará lo que suceda entre el Manresa y Coruña. De ahí saldría posible rival en semifinales.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos