El Grupo se hunde en la tabla

Las bajas del central Miguel Paraja y del pivote Prendes propiciaron la vuelta a las pistas de Víctor Álvarez, que a su vez dirigió al equipo El 'siete' grupista dio la cara en Alicante ante el Agustinos y mereció un mejor resultado

J. L. CALLEJA GIJÓN.

El Grupo Covadonga cosechó en la cancha del Agustinos de Alicante (29-26) su sexta derrota consecutiva, que le convierte de forma provisional en el nuevo colista de la División de Honor Plata masculina, junto al Ikasa Madrid.

Los grupistas acusaron en exceso las bajas del central Miguel Paraja y del pivote Carlos Prendes, que son dos pilares básicos en su juego. El conjunto gijonés dio la cara en todo momento y, pese a las notables ausencias, gozó de opciones de conseguir al menos un punto en una buena segunda mitad.

En la primera parte, las diferencias iniciales fueron mínimas hasta que, mediada esta fase del encuentro, el Agustinos se fue en el marcador de cinco tantos (10-5). Pero el Grupo reaccionó gracias a la efectividad de Alexis Fernández, Jano y Ángel Parajay se fue al descanso con una derrota por la mínima.

En la reanudación, los grupistas reaccionaron y se pusieron en dos ocasiones a un solo tanto (21-20 y 22-21), pero la poca profundidad de banquillo se notó en los minutos finales del partido. Ni la vuelta a las canchas del retirado la pasada campaña Víctor Álvarez, que marcó tres tantos e hizo a la vez de entrenador, propició que los gijoneses consiguiesen un resultado positivo.

Así las cosas, la derrota obliga a ganar al Grupo al Sinfín de Santander el próximo sábado en el Braulio García para luego intentar puntuar en Pontevedra, en la última jornada del año, ante el Cisne, de cara a cortar la mala racha de resultados antes del largo parón navideño.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos