El Comercio

El Marino quiere estrenarse en casa

El madrileño Fran Pastor se va por velocidad de un jugador del Murcia.
El madrileño Fran Pastor se va por velocidad de un jugador del Murcia. / JORGE PETEIRO
  • Quirós tiene las bajas de Jorge Merino, Imanol, Tito y Torres para enfrentarse a un Zamora que también suma tres puntos en la tabla

  • El conjunto luanquín todavía no sabe lo que es ganar en este inicio de temporada

A la sexta tiene que ir la vencida. El Marino de Luanco todavía no sabe lo que es ganar en Liga esta temporada y espera lograr la primera victoria del curso ante un rival más que directo, el Zamora del técnico asturiano Roberto Aguirre. Dos clásicos de la categoría en los últimos años no han comenzado bien la temporada y necesitan sumar de tres cuanto antes para que sus respectivas plantillas, muy renovadas, comiencen a adquirir confianza.

Miramar, a las 18.30 horas, será el escenario de un choque muy importante para ambos equipos pese a la altura de la temporada en la que nos encontramos, y Quirós seguirá sin poder contar con sus cuatro lesionados de larga duración: Tito, Torres, Imanol y Jorge Merino. Aunque estos dos últimos ya se comenzaron a entrenar esta semana, lo cierto es que lo hicieron de forma muy liviana y todavía no estan aptos para la práctica del fútbol.

Por tanto, el preparador mierense del conjunto marinista ha citado, como hace siempre que los partidos tienen lugar en Miramar, a sus dieciocho futbolistas disponibles, por lo que deberá dejar sin vestir a dos, que no decidirá hasta instantes antes de iniciarse el calentamiento.

Si el Marino todavía no conoce la victoria en Liga, sumando tres empates y dos derrotas en cinco encuentros disputados, en una situación bastante parecida se encuentra el Zamora, que acumula un triunfo pero cuatro derrotas, algo que contrasta con la solidez de la que suelen presumir los equipos dirigidos por Aguirre.

El técnico asturiano del conjunto rojiblanco reconocía esta semana en La Opinión de Zamora que «no hay que fiarse del Marino. Le ha pasado como ha nosotros, se le han ido muchos jugadores, están con muchos cambios y mal posicionados en la clasificación porque no le salen los resultados, pero hay que ver como se da el partido, vamos a buscar la victoria, buscando la mejora en la conducta, mejorando en la defensa y la parte ofensiva, para competir que nos lleve a luchar bien con un rival complicado».

Por su parte, Quirós recalca que «necesitamos sumar puntos. Cuanto más arriba estemos en la tabla, más confianza tendrán los jugadores para hacer bien lo que saben y no tener miedo a perder o salir atenazados. Creo que vamos mejorando y ojalá podamos sacar un resultado positivo».

Aguirre continúa probando cosas en su equipo inicial para dar con la tecla, y espera que su equipo logre fuera de casa lo que no consigue en el Ruta de la Plata, ya que el único triunfo que suman los rojiblancos en este inicio liguero tuvo lugar en A Malata frente al Racing de Ferrol (1-2).

En cuanto a los precedentes, el Marino siempre le ha ganado al Zamora en Miramar. De los cinco enfrentamientos que han tenido lugar entre 2004 y 2014, los tres puntos siempre se han quedado en Luanco.