El Comercio

Miranda y Pillarno parten como favoritos al ascenso en la categoría más modesta

Una jugada del amistoso disputado entre Pillarno y el refundado San Esteban durante la pretemporada.
Una jugada del amistoso disputado entre Pillarno y el refundado San Esteban durante la pretemporada. / MARIETA
  • Los descendidos el pasado curso comandan una representación de la comarca de Avilés formada por ocho clubes

Con la retirada del Raíces, el regreso del Soto del Barco, la creación del filial del Atlético Arenesco y la refundación del San Esteban, ocho serán los equipos que representen a la comarca de Avilés en una nueva temporada de Segunda Regional que comienza este fin de semana. Como descendidos que son, Miranda y Pillarno parten como favoritos para recuperar su plaza en Primera Regional. Pese a cambiar de entrenador, ambos conjuntos han conseguido mantener en sus filas a un buen número de jugadores y se han reforzado con el objetivo de estar en los puestos altos de la tabla, sobre todo el Miranda.

En el caso del equipo avilesino, José Antonio Sánchez, el artífice del último ascenso del club, ha regresado firmando a jugadores de la talla de Kiko, que el pasado curso logró el ascenso a Regional Preferente con el Muros, o a David, guardameta que viene de defender la portería del Navarro en Preferente. El Pillarno, que tiene jugadores a prueba, ampliará su plantel a partir de la próxima semana.

También se muestra ambicioso de cara al presente curso el Marino de Cudillero, esta vez con el técnico Óscar Veneros, jugador del club la pasada temporada, en el banquillo. El club pixueto mantiene su filosofía de fichar a jugadores naturales de la zona Cudillero sin renunciar a nada. Rayo Villalegre y Versalles continúan un año más en la categoría con algunas variaciones en la plantilla, sobre todo en el caso de los primeros, que han sufrido bajas importantes y han echado mano de la liga de empresas para completar una plantilla dirigida por José Corsino.

Con ilusión afrontan un año histórico el San Esteban y el Atlético Arenesco B. Los de La Junquera se han refundado diecisiete años después y estarán dirigidos por el experimentado Javier Fáez, que tendrá que acoplar futbolistas llegados de equipos y lugares dispares.

El filial del Arenesco B, por su parte, conserva algún que otro jugador que la pasada campaña compitió con el primer equipo y estará dirigido por uno de ellos, Omar Suárez. Han firmado a gente joven y su objetivo no es otro que salir a competir y mejorar. Situación más compleja la del Soto del Barco, que todavía no tiene la plantilla completa. Marco Antonio, un clásico del fútbol regional avilesino, deberá apostar por juveniles al menos en las primeras jornadas.