El Comercio

El Caudal paga los platos rotos ante la Mutilvera

Los caudalistas Ríchard, Noel Alonso, Colo y Javi Sánchez presionan a un rival en el partido.
Los caudalistas Ríchard, Noel Alonso, Colo y Javi Sánchez presionan a un rival en el partido. / JESÚS G. V.
  • El equipo navarro, que acumulaba cinco derrotas consecutivas, supera a los mierenses con un doblete de Eztieder

El Caudal pagó los platos rotos de la Mutilvera (2-1), que llevaba cinco derrotas consecutivas y afrontaba el choque en puestos de descenso. El conjunto mierense quiso hacerse dueño de la posesión y del ritmo, pero los dos goles de Eztieder, el primero de ellos con un magistral lanzamiento de falta, dejaron los puntos en casa.

Comenzó la Mutilvera muy fuerte y a los quince segundos vio como el colegiado le anulaba un gol a Ederra por controlar el balón con la mano. El Caudal no tardó en responder gracias a un fuerte disparo de Quero que desvió la defensa local a córner.

Poco a poco, el equipo visitante se fue haciendo con el balón, pero no llegaba a crear grandes ocasiones de gol. Aun así, Edu de Prados, portero local, tuvo que intervenir para evitar el primer tanto del encuentro después de una combinación entre Jaime y Roni que acabó con disparo del ariete ovetense.

La Mutilvera consiguió adelantarse en el marcador gracias a una perfecta ejecución de Eztieder en una falta desde la frontal del área. El extremo navarro superó a la barrera para poner el balón a una distancia insalvable para Bussman y estrenar el marcador con el 1-0.

Despeje bajo palos

El Caudal no se vino abajo y, apenas tres minutos después, Sebas Gómez tuvo que sacar sobre la línea un balón que se colaba en la meta local, tras un disparo de Roni desviado por la defensa.

Finalmente, el equipo mierense consiguió empatar por medio de su mejor jugador ayer. Roni, que estaba siendo un continuo martirio para la defensa navarra, solo tuvo que empujar a la red el buen servicio de Javi Sánchez tras un desajuste defensivo local.

Ya en la segunda parte, el juego brilló por su ausencia al aparecer los nervios sobre el césped. Mientras la Mutilvera buscaba continuos balones largos, el Caudal no conseguía superar la defensa local.

Poco juego tras el gol

El conjunto navarro se encontró con el premio tras un saque en largo de una falta en campo propio que Andoni Ibero peinó. Eztieder recogió la caída del balón en el área y, ante la mala salida de Bussman, anotó por bajo. Era el minuto 69 y desde entonces se jugó poco. Con continuas interrupciones, la Mutilvera llevó el partido donde quería para dejar los tres puntos en casa y salir de su mala racha.

Por su parte, el Caudal buscó el empate hasta el último minuto, pero acabó frustrado. Los de Iván Ania solo generaron una clara ocasión, ya en el tiempo añadido, con una volea de Iván Fernández que detuvo Edu de Prados en dos tiempos.