Arturo Elías: «Me gustaría vernos en ascenso directo tras el partido»

Arturo Elías saluda al presidente oviedista, Jorge Menéndez Vallina, a su llegada al aeropuerto. / PATRICIA BREGÓN

El mexicano cree que van «por buen camino» y espera un gran duelo con triunfo azul | «Para hacer un equipo campeón se necesitan unidad, humildad y trabajo duro. Este Oviedo tiene las tres cosas», indica el responsable del Grupo Carso en el club

R. J. G. / I. Á. OVIEDO.

Recibido por Jorge Menéndez Vallina y Joaquín del Olmo en el aeropuerto, Arturo Elías aterrizó ayer por la tarde en tierras asturianas tras un viaje que se prolongó casi hasta las veinte horas a causa de una larga escala. El responsable del Grupo Carso para la inversión en el Real Oviedo saludó con efusividad al presidente oviedista y no tardó en confesar que está ansioso por ver el partido de esta tarde.

«Espero que sea un gran espectáculo, bonito para todos, y que haya civilidad», expresó Elías, plenamente consciente de la magnitud del duelo en el Carlos Tartiere. «Aquí lo que importa es ascender, pero si no fuera un partido tan importante yo no estaría aquí», aseguró el empresario mexicano, que destila optimismo de cara al duelo contra el Sporting y se muestra satisfecho con el rumbo del equipo carbayón.

«Vamos bien, me gustaría vernos mañana (por hoy) en ascenso directo y estar en segundo lugar, creo que vamos por buen camino», indicó Elías que definió como «un gran acierto» confiarle el banquillo local del Tartiere a Anquela. El responsable del grupo Carso en el club carbayón palpa a través de las redes la ilusión de la hinchada y eso despierta también su entusiasmo. «Siempre he dicho que para hacer un equipo campeón se necesitan tres cosas y la primera de las tres se llama unidad. La segunda se llama humildad y la tercera se llama trabajo duro. Este Oviedo tiene las tres», profundizó.

Acompañado por su mujer, varios de sus amigos, su hija y el pequeño de sus vástagos, confesó una leve desazón porque las continuas lluvias supongan una dificultad a la hora de mostrarles «lo bonito que es Oviedo» y confesó que no es ajeno es ajeno a la inquietud respecto al estado del césped. «Me preocupa, me decía Joaquín que se han tomado algunas precauciones. Siempre hemos tenido ese tema en el Tartiere y esperamos que se pueda ver un bonito fútbol», indicó Elías, que confía en que a lo largo del día de hoy impere la cordialidad: «Sé que hay esta gran rivalidad, pero espero que todos nos comportemos a la altura de un gran partido como va a ser y que gane el Oviedo. Que salgamos todos tranquilos del estadio sea cual sea el resultado».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos