El Caudal pone sus ojos en el gijonés Alberto para reforzar su zaga

ÁLVARO FERNÁNDEZ MIERES.

Continúa el ritmo frenético en las oficinas del Caudal Deportivo. El club mierense trata de cerrar, al menos, dos nuevas contrataciones que completen su plantilla. La intención del cuerpo técnico encabezado por Josu Uribe es el fichaje de un defensa central y el de un delantero centro que se unan a los cinco jugadores llegados en el mercado invernal. En el caso del atacante existe confianza en que pueda contribuir a paliar la sequía goleadora que padece el equipo desde el comienzo de la presente campaña.

La contración más inmediata puede darse en la zaga. Los blanquinegros tienen muy avanzadas las negociaciones con el central Alberto González. El gijonés, de 24 años, que se encuentra estos días en Asturias por motivos personales, se formó como futbolista en la cantera del Sporting, llegando a jugar con el filial en la categoría de bronce. Posteriormente fichó por el Lealtad y el pasado verano decidió emprender una aventura en tierras ibicencas, en la Peña Deportiva Santa Eulalia, equipo en el que coincidió en la primera mitad de la temporada con el hoy caudalista Jandrín.

Desde ayer el equipo del Hermanos Antuña cuenta con un futbolista a prueba. Se trata del mediocentro Álex Seger, que llega procedente de Los Barrios de la Tercera andaluza -equipo de procedencia de Niko Abuladze- y la pasada campaña jugó en el Real Avilés. El joven jugador sueco ocuparía ficha de menores de 23 años. En el capítulo de salidas, la entidad espera resolver esta misma semana las salidas de Bussmann y Manuel Bonaque.

Carlinos, en Sesiones AFE

Un nuevo equipo busca también el noreñense Carlinos, seleccionado para la decimosexta edición de las Sesiones AFE que ayer comenzaron en la localidad murciana de San Pedro del Pinatar. Tras desvincularse recientemente del Avilés, el atacante se prepara para encontrar un nuevo destino profesional a las órdenes de Mehdi Nafti.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos