El Lugones opta por el relevo en su banquillo y destituye al técnico gijonés Marcos Pool

R. D. GIJÓN.

El Lugones apuesta por un cambio de dirección y oficializó ayer un relevo en su banquillo con la destitución del entrenador gijonés Marcos Rodríguez Pool, que deja el club sierense junto a su ayudante Sergio Rodríguez. Con un colchón de tres puntos respecto a la zona de descenso tras su triunfo por la mínima sobre el TSK Roces el pasado domingo, la directiva del club de Santa Bárbara, que agradece «el trabajo realizado» y desea «los mejores éxitos» a ambos técnicos, apuesta por el cambio y espera anunciar al nuevo capitán de su nave para dirigir el duelo de este domingo ante el Marino en Miramar.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos