«La permanencia se puede conseguir», asegura Josu Uribe

ÁLVARO FERNÁNDEZ MIERES.

Lleva trabajando desde el pasado lunes con el fin de revertir la delicada situación clasificatoria en la que se encuentra el Caudal Deportivo, pero no fue hasta ayer cuando fue presentado de manera oficial. Josu Uribe toma las riendas del equipo mierense convencido, dice, «de que se puede conseguir».

«Me ponen bastante este tipo de retos», asegura el técnico gijonés, encantado de «entrenar de nuevo en Asturias». Se mostró con «muchas ganas de conseguir el objetivo y hacer un buen trabajo». Sobre su llegada al banquillo del Hermanos Antuña, afirma que no dudó en aceptar la oferta de «un equipo grande de la tierra, al que nunca he entrenado».

Uribe, que llega al conjunto blanquinegro acompañado de su ayudante y mano derecha Fernando Rey 'Cholo', tiene claro que «sería una pena no dejar al Caudal, en el año de su centenario en Segunda División B». Por eso pidió «hacer un esfuerzo colectivo brutal para conseguirlo». El técnico lleva varias semanas analizando al equipo. «Desde fuera veías que parecía que el Caudal tenía que salir, pero no acababa de conseguirlo», circunstancia que, según él, justifica un cambio en el banquillo. Respecto a Paco, admite que tienen diferentes maneras de trabajar y distintos estilos de juego. En cuanto a los objetivos, el entrenador asturiano no quiere mirar muy lejos, y sólo piensa en «engancharnos a la salvación antes de Navidad», porque si «somos capaces de ganar estos partidos, podremos afrontar de forma diferente la segunda vuelta».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos