COPA FEDERACIÓN

El Sporting B vence en el derbi de filiales

El azul Javi Mier, rodeado por Dani Sandoval y Bertín. / HUGO ÁLVAREZ

Un solitario gol de Pablo Fernández, que castigó un error de Emilio Morilla, dio el triunfo a un conjunto gijonés que se mostró superior a un rival falto de ideas

CHEMA GONZÁLEZ OVIEDO.

El Sporting B se llevó el triunfo (0-1) en el derbi de filiales disputado en El Requexón. El conjunto rojiblanco, que fue superior, se impuso al cuadro oviedista por la mínima gracias a un gol en la segunda parte de Pablo Fernández, que aprovechó un error defensivo de Emilio Morilla.

Arrancó el choque con el filial rojiblanco con una marcha más, lo que obligó a emplearse a fondo ya en los primeros minutos al guardameta azul Gorka Giralt, que estuvo muy acertado. Especialmente cuando el balón llegaba a las pies de Pablo Fernández y Claudio, que pusieron en jaque a la zaga local hasta que fueron sustituidos cuando el reloj marcaba la hora de encuentro.

Un remate de Bertín que despejó el meta del conjunto carbayón acentuó el dominio gijonés, que llevaba el peligro al marco local por los costados. Un contexto en el que surgieron oportunidades de peligro protagonizadas por Pablo Fernández y Dani Sandoval.

La primera aproximación peligrosa del conjunto azul llegó en un centro de Steven rematado sin precisión por Jorge Mier. Poco después era el propio Steven quien obligaba a Javi Benítez a despejar de forma acertada el cuero. Una cesión defectuosa de Isma Aizpiri a su portero desembocó en saque de esquina como mal menor para los jóvenes dirigidos por José Alberto López.

En los últimos minutos del primer período, Bertín sembró de nuevo en el área local el peligro, finalmente conjurado por Gorka Giralt. Con la igualdad todavía reinante en el marcador, la segunda mitad comenzó con varias sustituciones en ambos equipos equipos, más numerosas en el bando de los gijoneses.

Cuando no se había cumplido el primer cuarto de hora de la reanudación, un error de Emilio Morilla lo aprovechó Claudio para plantarse ante Gorka Giralt. El ariete leonés no pecó de egoísmo y optó por servir el gol en bandeja a Pablo Ferrnández, que a puerta vacía no perdonó.

El Oviedo B, falto de ideas en su juego ofensivo, tuvo como jugadas más peligrosas dos acciones que no lograron perforar la meta defendida por Javi Benítez. En la primera, un remate de Ernesto a la salida de un córner, faltó precisión y poco después, en otro saque de esquina botado por Jimmy, era Carlos Cano quien cabeceaba el balón fuera.

En los últimos minutos, ya con el partido roto, Jaime Santos pudo sentenciar el duelo, pero su remate se perdió fuera. Con varias bajas importantes en su ataque al estar a las órdenes de Anquela, el Oviedo B no puedo evitar la derrota en un duelo en el que su rival jugó mejor y con su victoria deja un panorama de máxima igualdad en el grupo. Con todos los equipos con tres puntos en sus casilleros, el Ceares, el filial rojiblanco y el azul se jugarán la plaza a semifinales en la segunda vuelta.

Fotos

Vídeos