Un derbi asturiano para ir abrigado

Un derbi asturiano para ir abrigado

Para este fin de semana se prevén bajas temperaturas e intensas precipitaciones que pueden dañar el estado del césped del Carlos Tartiere

Ramón Julio García
RAMÓN JULIO GARCÍAOviedo

Agua, mucha agua se espera para la hora del partido de este domingo que enfrentará al Real Oviedo y el Sporting. El tiempo para este fin de semana será totalmente antagónico al que ha vivido Asturias en los últimos días en los que apenas se han registrado lluvias y se han disfrutado, incluso de horas de sol. Este fin de semana cambia el decorado. Las lluvias a lo largo del domingo, según la estimación que tiene la AEMET, serán continuas con una probabilidad del 100%. «El derbi estará pasado por agua», explica Iván Rodríguez, colaborador de EL COMERCIO en la información correspondiente a la meteorología. «La precipitación acumulada en las seis horas previas al partido esté entre 10 y 20 litros por metro cuadradado», señala el responsable de www.meteoasturias.com.

En ningún caso se espera que caíga granizo o nieve a pesar de la bajada de las temperaturas que se va a producir durante el fin de semana. De hecho hay avisos amarillo y rojo (en función de las horas) por este fenómeno a lo largo de los próximos días. «Se espera que haya nieve en torno a los 500 metros este domingo», subraya Iván Rodríguez, que espera que haya una temperatura cercana a los 6 grados a la hora del duelo regional (18 horas).

La lluvia y el frío pueden condicionar el estado del terreno de juego. Es una incógnita saber cómo va a responder el césped del Tartiere ante una meteorología adversa. Lo que es seguro es que los operarios tendrán arduo trabajo por delante.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos