El Comercio

Las mil promesas de la olimpiada social

Los participantes de la olimpiada social de la sección de rugby, con la olímpica Berta García, a la izquierda.
Los participantes de la olimpiada social de la sección de rugby, con la olímpica Berta García, a la izquierda. / GCC
  • Los deportistas más jóvenes participaron en alto número en esta tradicional cita grupista, que lleva más de cuatro décadas en marcha

El Grupo Covadonga se revoluciona cada año con la celebración de las populares olimpiadas sociales, que se desarrollan entre la última semana de agosto y la primera de septiembre. Las instalaciones de la polideportiva sociedad gijonesa entran en una frenética actividad desde primera hora de la mañana hasta que se oculta el sol.

No importa que sean deportes acuáticos, en cancha o al aire libre porque los grupistas invaden su extenso territorio en un alto grado de participación, que es la principal característica de esta exitosa propuesta que pone en marcha cada año la entidad de Las Mestas.

Las olimpiadas sociales han tenido en la presente edición una elevada inscripción, como viene siendo tradicional desde los años setenta.

En esta ocasión, según explica Nacho Aybar, director deportivo de la entidad de Las Mestas, formalizaron su presencia en las mismas «más de mil grupistas, que estos días disfrutan de lo lindo de sus deportes favoritos». El dirigente destaca que «las olimpiadas sociales se pusieron en marcha hace casi 40 años y los socios se vuelcan en ellas con su amplia participación».

Aybar también hace hincapié en que «en numerosos casos sirven para que los niños conozcan nuevas secciones, porque muchos se inscriben en distintos deportes y acaban practicando varios a lo largo del curso, que para nosotros fundamentalmente es lo más positivo».

Asimismo, el dirigente grupista subraya que las olimpiadas sociales fomentan «la camaradería y muchos valores que aporta la actividad deportiva en general para los más pequeños y también para los que no son tan jóvenes».

Dentro de esta tradicional actividad, que lleva más de cuatro décadas en marcha, brilló con luz propia Berta García, diploma olímpico en rugby en los recientes Juegos de Río, que se hará cargo de esta disciplina en el Grupo esta nueva temporada.

La semana pasada colaboró también otro de los exponentes del deporte grupista como es la jugadora internacional de hockey hierba María López -diploma en la cita brasileña-, quien disfrutó ayudando a manejar el stick a los más pequeños.

De la misma manera, algunos jugadores de la sección de balonmano que jugaron en Liga Asobal instruyeron a los niños a conocer las reglas de juego, como también lo hicieron otros de la sección de baloncesto y las jugadoras del equipo de Superliga 2 de voleibol.

Pero lo que despertó la curiosidad de muchos fueron otras alternativas más llamativas como el water tenis y el ping pong, en los que se establecieron turnos por la alta inscripción.

Como novedad en estas competiciones deportivas internas, este año se presentó el minigolf, que tuvo una notable participación.

Tras la celebración de las olimpiadas sociales, que concluyen esta semana, se dará paso a otra serie de actividades que la nueva directiva de Antonio Corripio ha planteado. Se trata del maratón deportivo familiar, que se celebrará en las instalaciones del Centro Asturiano en Mareo el próximo domingo, a las diez de la mañana.