El Comercio

Noche a la carrera en Illas

fotogalería

Multitudinaria salida, todavía a la luz del día, en la localidad de Callezuela. / MARIETA

  • Carlos Sánchez y Paula García se llevan el triunfo absoluto en La Callezuela

Por quinto año consecutivo, amantes del 'running' y la montaña de todo el Principado se dieron cita en Illas para participar en la prueba popular nocturna 'Carrerillas', que reunió a trescientos deportistas de todas las edades que se dividieron en tres grupos: los que apostaron por disputar la distancia larga (15 kilómetros y 1.000 metros de desnivel acumulado), los 'andarines' (9 kilómetros y 500 metros) y los niños, que participaron en la 'Pequetrail' (2,5 kilómetros y 150 metros).

La carrera, que tiene como punto de partida la localidad de Callezuela, con el Gorfolí como punto principal del recorrido, fue organizada por Cafés Toscaf Grupo de Montaña Ensidesa de Avilés, contando con la colaboración del Ayuntamiento de Illas y varias asociaciones de vecinos del concejo. En ese sentido, los voluntarios cobraron una vez más un papel fundamental para el buen funcionamiento de la prueba.

En la oscuridad, sólo interrumpida por las linternas frontales de algunos participantes, se llevaron el triunfo absoluto Carlos Sánchez (Mueve-T GM Moscón) y Paula García (Gijón). El primero estuvo acompañado en el podio por Santi Obaya (Team Obaya) y Juan Daniel González (La Chiruca); mientras que a Paula la siguieron Lucía Menes (Castrillón) y Carolina Palicio (Club Alpino Lugones).

En lo que respecta a los veteranos, vencieron Miguel Ángel Rodríguez (Xente Correndera) y Jennifer Pérez (Yes We Run), los cuales superaron a Francisco Javier Rodríguez (Sin Fronteras) y Antonio González (Moal); y a Montserrat García (Yes We Run) y Lorena Fernández (Avilés).

En la distancia menor, los 'andarines' más rápidos fueron Javier Parrilla (Recta Final Toscaf) y Elena Losada (Lateral CrossTraining), clasificándose por delante de Carlos José Galán y Manuel Pérez (Avilés); y de Marta Gutiérrez (La Brújula-Jaire) y Raquel González (Sin Fronteras), respectivamente.

La quinta 'Carrerillas' también tenía un fin solidario. Parte de lo recaudado ha sido trasladado a Xana, una niña que sufre parálisis cerebral cuyos padres necesitan la colaboración ciudadana para sufragar su costoso tratamiento. Por otro lado, y como es tradición, con la llegada a la línea de meta de los participantes no se terminaba la carrera. Los interesados pudieron disfrutar de un buen pote en un local hostelero de Callezuela, una cena tardía que sirvió para revivir la carrera y estrechar lazos.