Béisbol

Asturias lanza la primera bola

Asturias lanza la primera bola

La Liga profesional de béisbol de EEUU imparte en Gijón una formación intensiva a 27 entrenadores, cuatro de ellos asturianos

Iván Álvarez
IVÁN ÁLVAREZ

En La Laboral se eleva esta semana la carga didáctica a ritmo frenético. No lo hace en sus aulas, sino en su campo de béisbol. Allí se multiplican las enseñanzas bajo directrices enunciadas por voces con acento latino, las de los instructores del Programa de Desarrollo para Entrenadores (CDP) de la prestigiosa Major League Baseball (MLB).

Los alumnos, veintisiete técnicos de alto nivel que trabajarán divididos por grupos, afrontan más de cuarenta horas de cátedra. Fundamentos teóricos que reciben en La Llorea y pondrán en práctica en horario vespertino sobre el césped de las instalaciones deportivas universitarias de Gijón. Un aprendizaje intensivo e integral. Transversal, con pautas que abordan desde el apartado técnico al físico, pasando por el código de conducta y la identificación del talento, sin apenas hueco para la pausa desde el primer día.

«A las 6.45 de la mañana empezó el curso con un examen. Después del desayuno, comenzaron clases hasta las dos de la tarde y dos horas después empiezan las prácticas sobre el campo un par de horas más», explica Roberto Díaz, presidente del Comité Nacional de Entrenadores de Béisbol (CNEBS). El técnico describe una jornada vertiginosa, que continúa con el regreso al aula y finaliza tras la cena con el 'one and one', la reunión individual con los tutores para preparar el trabajo que presentarán a la conclusión del programa, este sábado.

Arriba, veintisiete técnicos recibirán una formación integral durante esta semana. Abajo a la izquierda, La Llorea albergará las enseñanzas de tipo teórico; a la derecha, la nómina de instructores la componen varios exjugadores. / J. Pañeda / D. Arienza

«Buscamos entrenadores comprometidos y los hemos encontrado en este curso, que es intenso y exigente», señala el exjugador de los Piratas de Pittsburgh Henry González, gerente del Programa Internacional. Enrolado en la estructura de la MLB desde 2012, trata de devolver todo lo que el deporte del bate le ha dado. «Me ayudó a afrontar con valentía los fracasos y con humildad los logros. Eso se puede extrapolar a otros ámbitos de la vida. No todos van a llegar a profesionales, pero les van a quedar esos valores de trabajo en equipo», argumenta el exlanzador, que agradece el apoyo de la Federación Asturiana, con su presidente José Ramón Moro a la cabeza de una alianza que ha propiciado el desembarco de representante de la mejor Liga del mundo en el Principado.

Enzo Contreras, Emmanue Apura Sandoy, Alberto García de la Noceda y Roberto Noriega son los cuatro entrenadores asturianos presentes en un programa de prestigio, en el que Gijón recoge el testigo nacional de Barcelona, sede en 2016. «Es una ciudad importante y la Federación Asturiana ha puesto todos los medios a nuestra disposición», explica Roberto García, que destaca la enjundia de un curso que se presenta como una oportunidad de lujo tanto para los entrenadores como para los jugadores que desde ayer y hasta mañana estarán en La Laboral.

Treinta niños y niñas que podrán empaparse de la sabiduría de experimentados jugadores y los mejores entrenadores del país. «Se han cambiado recientemente los métodos de entrenamiento y el progreso en los próximos años del béisbol asturiano va a ser importante», augura Roberto Díaz, que recuerda que entre esa lista de jóvenes hay cuatro pertenecientes a El Llano Béisbol Club que están en la órbita de la Selección Española en categorías inferiores.

Iniciativa pionera

A ese selecto grupo se pueden unir todos los niños que se acerquen el viernes, a las cuatro y cuarto de la tarde, a La Laboral. En una iniciativa pionera por parte del organismo estadounidense en España, la MLB ha programado un clínic en el que los pequeños pueden disfrutar de dos horas con instructores de primer nivel en una semana en la que Asturias se entrega al bate y el guante.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos