«Nuestro objetivo es fomentar la base y apostar por una cantera que crece»

Javier Díaz posa con un balón de voleibol tras la red del polideportivo de Los Canapés. / PATRICIA BREGÓN
Javier Díaz posa con un balón de voleibol tras la red del polideportivo de Los Canapés. / PATRICIA BREGÓN

«Esta temporada hemos duplicado el número jugadoras en varias categorías», anuncia Javier Díaz, presidente de La Curtidora Universidad

SANTY MENOR AVILÉS.

Javier Díez, presidente de La Curtidora Universidad de Oviedo, es amante y esclavo del voleibol a partes iguales. Su pasión por este deporte y por el club en el que más temporadas ha estado a lo largo de su extensa carrera, primero en los banquillos y a muy buen nivel, le ha llevado los últimos años ha entregar su vida a un conjunto avilesino que sigue apostando por la cantera hasta las últimas consecuencias.

«Un club como el nuestro depende de generaciones, y la cadete y la juvenil que vienen ahora creo que son muy buenas», explica. Por tanto, los objetivos son claros: «seguir trabajando en la captación como lo estamos haciendo y que cada año jueguen más chicas al voleibol». En ese sentido, «las campañas para que la gente viniese a probar el voleibol que hicimos en mayo, junio y septiembre han dado sus frutos y en algunas categorías y colegios hemos duplicado el número de jugadoras y sacado más equipos», asegura.

En lo que respecta a la primera plantilla, «las cosas van como esperábamos más o menos, con bastante gente nueva joven que se van incorporando muy bien y cuesta, digamos, sacar el rendimiento que esperamos. Se les va sacando nivel de juego pero en cuanto a resultados nos ha costado. Hicimos un buen partido contra Las Palmas, que tiene dos jugadoras que el año pasado compitieron en Superliga, pero bueno, nos quedamos ahí en ese 32-30. Se ha estado mejorando poco a poco y el fruto fue este sábado en Burgos, con victoria pese a las bajas».

El objetivo del equipo senior no es otro que «conseguir la permanencia lo antes posible, algo que es difícil porque los equipos que han ascendido se han reforzado. Las Palmas tiene a esas dos jugadoras que vienen de Superliga, una de ellas colocadora titular, Ourense ha fichado a una jugadora que hace años jugaba en el Monforte de Lemos, Los Campos ha traído a gente de nivel... todos los equipos han subido el nivel y nosotros pues bueno, seguimos tirando de la cantera, que es nuestra misión».

En cuanto al resto de categorías, el senior autonómico «no saldrá a competir esta temporada. Haremos un pequeño impás, porque no había jugadoras suficientes y no queríamos tampoco forzar a las juveniles a ayudar a dos equipos senior. Los demás equipos están parecido al año pasado, aunque un infantil en el que el año pasado teníamos solo tres niñas, hemos conseguido diez nuevas. Tenemos dos cadetes con doce y catorce jugadoras, un juvenil con dieciséis, dos de ellas nuevas procedentes del instituto... en los colegios un equipo más en Versalles y dos en el Quirinal...».

En el apartado personal, Javier Díaz se encuentra «con fuerza y cómodo dentro del club, porque además cada vez nos echan una mano más padres», pero no oculta que «el año que viene son elecciones y habrá que ver cómo acaba la temporada. Es un cargo muy sacrificado y a veces cuestiones personales no te dejan dedicarle todo el tiempo necesario». Una muestra de su humildad en todos los ámbitos.

Fotos

Vídeos