El Comercio

Pablo Carreño.
Pablo Carreño. / REUTERS

tenis

La lluvia obliga a aplazar el duelo entre Carreño y Gasquet en Pekín

  • El mallorquín Rafa Nada pudo disputar su partido y se impuso ayer en segunda ronda al francés Adrian Mannarino

De nuevo, una jornada más, la lluvia volvió a ser noticia en el Abierto de Pekín. La meteorología dejó a medias el duelo que disputaban en ese momento Pablo Carreño y Richard Gasquet. El francés, octavo cabeza de serie del torneo, había ganado el primer set (7-6), pero el gijonés aventajaba a su rival en el segundo (4-2) cuando la lluvia impidió continuar con el juego. Estaba previsto que el partido se reanudase a las 4, hora española, de esta pasada madrugada.

El mallorquín Rafa Nadal, número 4 del mundo y segundo cabeza de serie del torneo de Pekín, sí pudo disputar su partido y se impuso ayer en segunda ronda al francés Adrian Mannarino por 6-1 y 7-6 (8/6). El tenista español dominó con claridad el primer set y supo sufrir en el segundo.

«He hecho un primer set prácticamente perfecto, he cometido muy pocos errores, he jugado muy agresivo, he cambiado las direcciones, he subido a la red... He hecho todo muy bien. Y en el segundo he bajado un poco el ritmo y la realidad es que él ha jugado muy bien», explicó Nadal. Ahora el mallorquín disputará los cuartos de final ante el búlgaro Grigor Dimitrov, que superó ayer al francés Lucas Pouille por 6-7 (3/7), 7-6 (7/0) y 6-4.

Además, Nadal y Carreño ya están en semifinales en el cuadro de dobles, pero continúan a la espera de conocer a sus próximos rivales.

El encuentro de octavos entre el canadiense Raonic, tercer favorito, y Malek Jaziri no llegó a empezar, como tampoco otros muchos, tanto en individuales como en dobles. El Centro Meteorológico chino pronostica más lluvias para hoy en Pekín.