El Comercio

Fade teme otra prórroga y critica la incapacidad de pactar en Asturias

  • «Si las innovaciones dependieran de los presupuestos, solo innovarían los más ricos», afirma Fernández en el foro de la asociación APD

El presidente de Fade considera «muy mala noticia» que el Principado no tenga presupuestos y da por hecho que habrá prórroga, a no ser que los partidos políticos sean capaces de negociar para evitarla. «Asturias necesita un guión económico para gobernar», apuntó Pedro Luis Fernández poco antes de participar en la inauguración del IV Foro de Competitividad, organizado en Oviedo por la Asociación para el Progreso de la Dirección (APD) y que patrocina Caixabank.

«La pluralidad ha venido para quedarse, tanto en España como en Asturias, y hay que acostumbrarse a gobernar con pactos. Empeñarse en no pactar, ya sea por unos o por otros, no es inteligente y supone quedar anclados en el pasado», advirtió. «La sociedad dice que no queremos dos partidos, que hay más partidos y que hay que pactar; y a los partidos nuevos lo mismo: si vienen aquí será para gobernar y para pactar, no para romper», reflexionó al ser preguntado por el Debate de Orientación Política que se celebra estos días en la Junta General del Principado. Al hilo de ello, incidió en que «los políticos se presentan para gobernar», y recriminó que, «en la medida en que no son capaces de crear un guión para gobernar no están ejerciendo su función».

«Ojalá me equivoque»

«Creo que va a haber una prórroga, sí. No lo deseo y ojalá me equivoque. Espero que el que demos por hecho que va a haber una prórroga no nos lleve a ella; pero sí, yo creo que va a haber una prórroga», concluyó el presidente de Fade.

Ya en la jornada de APD sobre 'Los caminos de la competitividad', Pedro Luis Fernández habló de innovación. «Si todas las innovaciones dependieran de los presupuestos, solo innovarían los más ricos. En España solo vestiríamos de Cortefiel y en Asturias, de Botas y Al Pelayo. Pero un tío de Arteixo tenía ganas y necesidad de hacer cosas, no tenía miedo al fracaso», dijo en referencia al presidente de Zara, Amancio Ortega. A su juicio, Asturias «no tiene ningún motivo para ser menos competitivo e innovador que nadie. Al contrario, por tamaño, tradición y predisposición, y por un espíritu animoso, tolerante y hasta simpático con el fracaso y el error, vamos a tener capacidad para innovar. Y no pasa nada si nos equivocamos».

Por su parte, Pablo Junceda, presidente de APD en Asturias y director general del Banco SabadellHerrero, dijo que «no va a sobrevivir ninguna empresa que no sea competitiva». No obstante, aseguró que «uno de los grandes activos de Asturias es la capacidad y la voluntad de cambio de los empresarios. Si hacen las cosas como las están haciendo, el nivel de competitividad de las empresas en Asturias está muy en línea con las mejores empresas de España», dijo.

Por su parte, la directora del Instituto de Desarrollo Económico del Principado de Asturias (Idepa), Eva Pando, aprovechó el foro para recordar que innovación e internacionalización son los pilares de la competitividad, y que el presupuesto del Idepa para estas políticas es de 10 millones de euros para ayudar a las empresas a innovar y de cinco millones para que exporten.

Temas