Más de 37.000 parados en Asturias no cobran prestación por desempleo

Más de 37.000 parados en Asturias no cobran prestación por desempleoGráfico

La ayuda estatal a desempleados de larga duración que acaba de entrar en punto muerto beneficia a 300 asturianos

CAROLINA GARCÍA GIJÓN.

El descenso del paro, de manera paradójica, es una mala noticia para el colectivo de desempleados de larga duración en Asturias. Ese grupo en el que se incluyen los parados al que ya se le han agotado todas las vías para recibir subsidios y no tienen más ayuda que el plan Prepara se encuentra en este final del verano atrapado en un laberinto administrativo y burocrático. La expiración del programa original al registrarse un descenso del paro en julio y el tira y afloja entre el Gobierno central y las comunidades autónomas acerca de la gestión de las ayudas les deja desatendidos y sin un lugar claro al que acudir si deciden solicitar esos fondos.

El Ministerio de Empleo quiere seguir gestionando la ayuda a parados de larga duración de forma «temporal» hasta reunirse con las comunidades y analizar el nuevo escenario que se abre tras la sentencia del Tribunal Constitucional que reconoce que el programa debe estar gestionado directamente por los gobiernos regionales y no a través del SEPE (Servicio Público de Empleo Estatal) como hasta ahora. Para que el programa continúe en manos del Ejecutivo de Mariano Rajoy necesita el visto bueno de todas las comunidades. De momento, el consejero de Industria, Turismo y Empleo del Principado, Isaac Pola, no ha adelantado cuál será la postura de Asturias y está inmerso en el estudio de la propuesta que el pasado martes trasladó la Ministra de Empleo, Fátima Báñez. Desde el 15 de agosto el plan está caducado y, aunque desde el Ejecutivo central aseguran que los nuevos beneficiarios pueden solicitar la ayuda y si el Estado la aprueba, la recibirán con carácter retroactivo, la realidad es que sobre el papel no hay nada escrito.

En el Principado son 37.263 los parados que no reciben ninguna prestación por desempleo. Es el 52,8% de los inscritos en las oficinas, según el análisis que hace UGT en función de los datos oficiales del Servicio Público de Empleo (SEPE). Ninguno de ellos cobra una ayuda contributiva. La situación de los 37.263 parados asturianos es dispar. Una parte puede que ya haya disfrutado de los seis meses del Prepara y no tiene permitido volver a solicitarlo porque el Real Decreto solo contempla la posibilidad de beneficiarse una única vez; otros podrían estar cobrando algún tipo de ayuda autonómica o local: y otros, puede que tuvieran la posibilidad de solicitar la ayuda de hasta 450 euros del plan si se hubiera prorrogado y se encuentran ahora en un laberinto.

Actualmente hay 300 beneficiarios en la región que perciben la ayuda estatal. Desde diciembre de 2011 hasta enero de 2017 -los últimos datos oficiales- 12.956 asturianos se beneficiaron del Prepara. En función de su situación personal la cantidad a percibir varía entre 400 euros hasta un máximo de 450.

Según las cifras del Ministerio de Empleo, los solicitantes y los beneficiarios del programa estatal además han ido descendiendo mes a mes en Asturias. Si en 2014 comenzó el año con 1.095 asturianos percibiendo la ayuda, en noviembre de 2016 apenas representaban los 395, un dato muy cercano a los 300 actuales. También caen las solicitudes presentadas en las oficinas públicas de empleo en la región. Por poner un ejemplo, en enero de 2014 eran 232, y en diciembre del mismo año sumaban 125. A finales de 2016 representaban solo 53. A partir de ahora, después de que la tasa del paro se redujo en julio del 18%, requisito por el que se prorrogaría directamente el programa (en julio el desempleo alcanzó al 17,2% de la población), cuando transcurran los seis meses de ayuda que perciben los 300 asturianos, y si antes no hay solución política, el programa se extinguirá en el Principado. Desde los sindicatos hay dos lecturas de los datos que mes a mes indican un descenso. Por un lado, entienden que hay muchas personas que desconocen qué ayudas pueden solicitar y por otra, la falta de medios personales que, igual que sucede con la tramitación de las ayudas autonómicas, retrasan la gestión de las solicitudes que llegan a través del SEPE.

A la espera de la reunión

En este escenario donde el plan estatal será objeto de análisis, el secretario general de UGT en Asturias, Javier Fernández Lanero, aprovecha para reclamar al Gobierno central que flexibilice los criterios para facilitar a los parados de larga duración que puedan solicitar el programa, y la responsable de Empleo en CC OO, Úrsula Szalata, recuerda a los políticos que están hablando de un colectivo que no percibe prestación y por tanto no pueden «permitirse esperar y cobrar con carácter retroactivo la ayuda en el caso de que el Gobierno central se la conceda».

De momento, habrá que esperar a que se reúnan las comunidades autónomas con la responsable de Empleo. En el caso del Principado, aún no hay una fecha para que Isaac Pola traslade la postura regional a Fátima Báñez.

Fotos

Vídeos