La CNMV amplía al 30 de noviembre el veto a las ventas en corto en Liberbank

El consejero delegado de Liberbank, Manuel Menéndez, interviene durante la última junta general de accionistas. / IÑAKI MARTÍNEZ
El consejero delegado de Liberbank, Manuel Menéndez, interviene durante la última junta general de accionistas. / IÑAKI MARTÍNEZ

El regulador bursátil tiene «intención de levantar la prohibición tan pronto como el proceso de ampliación de capital -de 500 millones de euros- se complete»

O. VILLA GIJÓN.

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) prorrogó ayer dos meses y medio más, hasta el próximo 30 de noviembre, las ventas en corto y operaciones similares con las acciones de Liberbank. Con esta medida, acordada inicialmente el pasado 12 de junio y extendida otros dos meses un mes más tarde, el supervisor bursátil protege a la entidad financiera de los ataques especulativos que se iniciaron sobre el valor tras la resolución del Popular.

El regulador, con todo, precisó ayer que «aunque la prórroga se extiende hasta el 30 de noviembre, la intención de la CNMV es levantar la prohibición tan pronto como el proceso de ampliación de capital (anunciado el pasado miércoles por la entidad financiera, por valor de 500 millones de euros) se complete». Liberbank ya explicó ese mismo día que, por una parte, los accionistas relevantes de la entidad, que suponen el 68,8% del capital del banco, acudirán a la ampliación de capital para al menos mantener sus posiciones relativas. Además, tiene contratado con dos aseguradoras (Deutsche Bank y Citibank) garantías para cubrir el total de los 500 millones de euros de la ampliación, lo que apunta a que el aumento de capital se cubrirá antes del plazo y, consecuentemente, la limitación de las posiciones a corto también se levantaría antes del 30 de noviembre.

La ampliación de capital ya anunciada por la entidad será sometida a la aprobación de la junta de accionistas que Liberbank celebrará el próximo 9 de octubre.

La CNMV suspendió dos horas la cotización por un rumor, pese a lo que el banco subió un 5,77%

La sesión bursátil de ayer fue movida para Liberbank. Los analistas estaban atentos a la decisión que pudiera tomar la CNMV sobre las posiciones a corto, si bien esta no se esperaba para antes del cierre de la sesión bursátil. Sin embargo, un rumor comenzó a extenderse en el sentido de una ampliación después de que una agencia diera por actual el comunicado de la CNMV del pasado 12 de julio, y anunciase la ampliación de la limitación a las posiciones en corto por dos meses a media mañana.

La CNMV reaccionó de inmediato suspendiendo la cotización de Liberbank a las doce y veinte del mediodía, cuando la entidad había subido ya cinco puntos sobre la cotización de la apertura. Cuando se aclaró la situación, el regulador bursátil levantó la limitación temporal, a las dos y media de la tarde, Liberbank marcó el máximo de la jornada, al rozar los 85 céntimos por acción, una evolución positiva que en las últimas horas de actividad se moderó hasta cerrar la sesión en 82,5 céntimos por título y una revalorización de 5,77 puntos en una jornada, si bien aún algo por debajo de la cotización que tenían los títulos de Liberbank antes de conocerse la ampliación de capital y la constitución de una reserva voluntaria indisponible de 816 millones de euros con la práctica totalidad del valor de las acciones actuales.

Al día siguiente se produjo un desplome inicial de las acciones, que llegó a rozar el 30% y que finalmente se quedó en doce puntos. El propósito de la entidad, de sanearse y deshacerse de activos no productivos por valor de unos 800 millones de euros hasta el final del actual ejercicio ha contribuido a que tras el inicial desplome la cotización de la entidad se esté recuperando conforme a las expectativas del propio banco.

Fotos

Vídeos